•   San José, Costa Rica  |
  •  |
  •  |
  • AFP

La Organización Internacional del Trabajo, OIT, instó el miércoles en Costa Rica a denunciar la explotación sexual comercial de menores centroamericanos y a reforzar las estrategias de prevención de ese delito, cuyos responsables en ocasiones quedan sin castigo.

"La explotación sexual comercial es un delito y cuando se da una situación de ésas se debe proceder a denunciar", dijo a la AFP Virginia Elizondo, oficial del Proyecto Subregional contra la Explotación Sexual Comercial.

"En todos los países hay una problemática de explotación (...) No nos quedamos con cifras, porque es un delito y es una situación que queda oculta en la mayoría de los casos", lamentó.

"Para nosotros es muy imporante seguir trabajando con los gobiernos en cuanto a la prevención y la denuncia y a la vez impulsar las políticas que puedan tener en cuenta esa situación", puntualizó.

Elizondo participó en un seminario en San José denominado "Estrategias desde la educación para la prevención y eliminación de la explotación sexual comercial de niños, niñas y adolescentes", auspiciado por el Sindicato de Educadores Costarricenses (SEC) y el Patronato Nacional de la Infancia.

La actividad se programó en el marco de las celebraciones del Día Mundial Contra el Trabajo Infantil, el 12 de junio.

Elizondo explicó que la OIT impulsa, junto con los gobiernos de Centroamérica, Belice y Panamá, una serie de estrategias sobre prevención de ese delito desde centros educativos.

"Venimos trabajando con las secretarías de educación, con los ministerios de educación en el marco de las comisiones contra la explotación sexual comercial", afirmó.

Aseguró que las condiciones de combate varían en la región, pero que la OIT reconoce el compromiso gubernamental para continuar impulsando de forma más intensa la prevención.

"Los centros educativos son lugares propicios para detectar situaciones de explotación sexual, es más factible (detectarla). Creo que en ese sentido hemos impulsado fuertemente con los gobiernos a que educadores y los ministerios reconozcan esta situación", subrayó.

La OIT procura involucrar a los sindicatos de la educación porque llevan el mensaje de prevención y compromiso a comunidades y sectores en donde el gobierno tiene limitaciones, indicó Elizondo, para quien los principales responsables de explotación son los nacionales de cada país de la región.

Recordó además que un proyecto de la OIT que se inició en 2002 articula instituciones estatales en Centroamérica, Panamá y Belice, que persiguen la prevención, erradicación y atención integral de las víctimas.

El presidente del SEC, Gilberth Díaz, dijo a la AFP que es urgente que los gobiernos capaciten a los educadores para que desde las escuelas se logre la prevención de lo que consideró "un flagelo" que daña a la niñez.