AFP
  •   Colombia  |
  •  |
  •  |
  • AFP

Roberto Sáenz, hermano del nuevo líder de la guerrilla colombiana de las FARC, 'Alfonso Cano', cuyo verdadero nombre es Guillermo León Sáenz, considera que la lucha armada en Colombia "no tiene sentido" y que la guerra es un "holocausto inútil".

En una entrevista publicada hoy por el diario El Tiempo de Bogotá, Roberto Sáenz --concejal de la capital colombiana por el izquierdista partido Polo Democrático Alternativo, PDA-- advirtió sin embargo que no va ir a buscar a su hermano para convencerlo de que deje las armas.

Aunque consideró que en un momento de la historia del país "parecía que no había otro camino" sino la lucha armada por "un problema económico y de tenencia de la tierra que es la base de todo esto", Sáenz se preguntó: "¿Hoy justifica eso? Yo no creo".

El concejal dijo además que la política es la forma "más civilizada de conducir una sociedad" y estimó que el país está "marchando por el camino de solucionar los problemas" de la sociedad colombiana.

Sáenz convocó a las autoridades "a hacer un esfuerzo" para buscar un entendimiento con la guerrilla de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC, marxistas), que hoy dirige su hermano.

Igualmente formuló ese llamado al grupo guerrillero en otra entrevista que concedió a la revista Semana en la edición que empezó a circular hoy.

"Lo que creo es que esta generación nueva que hay en la insurgencia sería muy importante verla actuando en política, seguramente ganando muchos más adeptos", dijo, para señalar seguidamente que le diría a su hermano: "hombre, miremos si podemos acercanos, si podemos sentarnos a formular una propuesta de reconciliación".

Según indicó, desde hace 18 años no se habla con su hermano, de quien dijo tiene posiciones "radicales y verticales".

Sáenz consideró como una "locura" la práctica del secuestro, la extorsión y el reclutamiento de menores que practican las FARC.

'Alfonso Cano' reemplazó en la dirección de las FARC al histórico líder de esa guerrilla, 'Manuel Marulanda Vélez', cuyo verdadero nombre era Pedro Antonio Marín, quien según el grupo guerrillero falleció el 26 de marzo pasado a causa de un paro cardiaco.

El hermano del nuevo líder de las FARC instó al grupo, que lleva 44 años de lucha armada, a plantearse "algún objetivo histórico", y manifestó su "angustia de que otra generación de colombianos siga en lo mismo sin poder hacer una transformación real".