•   San Salvador, El Salvador  |
  •  |
  •  |
  • ACAN-EFE

El presidente de El Salvador, Mauricio Funes, dijo hoy que la comunidad internacional "no tiene clara la dimensión" del desastre causado por las lluvias en América Central, que han dejado cerca de un centenar de muertos y miles de damnificados en la última semana, por lo que promoverá un foro mundial para recabar ayuda para la región.

El Salvador, que es "el país más afectado" por el fenómeno natural, ocupa la presidencia protempore del Sistema de la Integración Centroamericana (Sica) y aprovechará esa plataforma "para hacer una convocatoria" mundial a fin de "movilizar recursos" hacia la región, explicó Funes, sin precisar una fecha.

La convocatoria sería similar a una lanzada después de que el huracán "Mitch" devastó varios países de la región entre octubre y noviembre 1998, dejando a su paso unos 8.000 muertos y millonarios daños materiales, de acuerdo a datos oficiales.

Entonces, se reunió al Grupo Consultivo de países y organismos cooperantes en Estocolmo para proveer ayuda para la reconstrucción de Centroamérica, precisó Funes.

El gobernante enfatizó que ni la comunidad internacional ni la población misma centroamericana han comprendido la magnitud del desastre que vive la región porque, argumentó, el temporal que ahora la azota "no tiene un nombre", y "no ha sido identificado hasta ahora por la comunidad de científicos internacionales".

"Se llama sistema de baja presión, técnicamente", pero "como no tiene un nombre", como se asignó al huracán "Mitch" y a muchos otros fenómenos naturales, "la comunidad internacional tampoco ha puesto los ojos sobre nosotros", y "todavía no" tiene "clara la dimensión del problema ni de la ayuda" que requiere la región, aseveró Funes.

Enfatizó en la urgencia de "solicitar ayuda internacional" ahora "con más necesidad", ya que las consecuencias de las actuales lluvias son "mucho más devastadoras" que "Mitch".

Solo en El Salvador, las precipitaciones de la última semana rompieron los récords históricos de precipitación registrados por
"Mitch" hace más de una década, resaltó el mandatario.

"Por eso tenemos más afectados, más damnificados, más albergados", y el temporal "ha impactado más las cosechas" y la infraestructura, aunque todavía no hay un diagnóstico completo de los daños, apuntó Funes.

Afortunadamente, agregó, el fenómeno natural actual ha encontrado a El Salvador "más preparados que antes", pues la acción preventiva conjunta del Gobierno, sector privado, sociedad civil y alcaldías evitó que "hubiésemos tenido más muertos".

La cifra oficial de muertos en El Salvador asciende a 32 a causa del temporal de la última semana, que ha afectado a unas 150.000 personas y obligado a casi 50.000 a permanecer en albergues.

El Salvador es "el país más afectado" y carece de "recursos" suficientes para enfrentar el desastre, reiteró Funes.

La embajada de España en El Salvador comenzó este miércoles a entregar las 23 toneladas de ayuda humanitaria que llegaron ayer al país para los miles de afectados por las lluvias.

Asimismo, el Sistema de Naciones Unidas en El Salvador otorgó 900.000 dólares, mientras que la embajada de Taiwán en San Salvador donó 300.000 dólares y la legación de Estados Unidos 50.000 dólares, de acuerdo a datos oficiales.