•   QUITO /AFP  |
  •  |
  •  |

Un sismo de cuatro grados de magnitud remeció “un poco fuerte” el sábado a Quito, así como a sus alrededores, sin dejar víctimas pero si algunos daños materiales, informó el estatal Instituto Geofísico.

“Se sintió en toda la ciudad de Quito de manera un poco fuerte”, señaló el Geofísico, añadiendo que el temblor se produjo hacia las 08H50 locales (13H50 GMT) y que su epicentro fue localizado a unos 17 km al noreste de la capital y que se originó a unos tres 3 km de profundidad.

Indicó que la Secretaría Nacional de Gestión de Riesgos (SNGR, Defensa Civil) confirmó “algunos deslizamientos” de tierra en las zonas de Llano Chico y Carapungo y varias viviendas fisuradas en Pomasqui. Esas poblaciones están en las afueras de Quito.

“No tenemos ningún problema de afectación de personas reportado hasta el momento”, expresó a su vez la titular de la SNGR, María Cornejo.
El Geofísico anotó que el temblor fue casi superficial, por lo que se lo sintió claramente en la capital ecuatoriana, y que su núcleo está localizado en el vecino valle de Cumbayá (noreste).

“No es un sismo a nivel nacional sino más bien local”, dijo el director del Geofísico, Hugo Yépez, a radio Quito y añadió que el movimiento telúrico fue notorio porque la ciudad y valles aledaños están asentados por una falla geológica.

El gobierno de Ecuador planea expedir normas de construcción de viviendas ante el alto riesgo sísmico que se registra en el país, localizado sobre el llamado Cinturón de Fuego del Océano Pacífico, una zona sensible a la actividad telúrica.

“Ecuador tiene un altísimo riesgo sísmico y no estamos preparados para eso. Las construcciones son de pacotilla, y 70% de las construcciones son informales”, declaró el presidente Rafael Correa en junio pasado.

Por otra parte, la calma retornaba el sábado a la región central y sur de Perú a pesar de que la tierra seguía temblando moderadamente en Ica, donde hubo más de media docena de réplicas al fuerte sismo de 6,7 grados en la escala Richter que remeció el viernes al país.