•   San José, Costa Rica  |
  •  |
  •  |
  • AFP

El gremio médico de Costa Rica puso fin a una huelga que paralizó servicios en hospitales y clínicas del país y derivó en la suspensión de casi 3 mil cirugías programadas, tras un acuerdo con las autoridades de la Caja Costarricense del Seguro Social (CCSS), informaron este sábado fuentes oficiales.

"El Gobierno de la República manifiesta su satisfacción por la finalización de la huelga de anestesiólogos", dijo la Casa Presidencial en un comunicado.

El acuerdo se alcanzó la noche del viernes, tras dos días de intensas negociaciones entre delegados de la CCSS y la dirigencia médica.

Los médicos anestesistas fueron al paro el 15 de noviembre para exigir vacaciones "profilácticas" (por trabajo insalubre) de 15 días, adicionales a los 30 que ya disfrutan por ley.

Médicos de otras especialidades se unieron a la huelga el 28 de noviembre, luego que la CCSS despidiera a dos anestesiólogos en paro, lo que ocasionó la cancelación de más de 20.000 consultas externas.

Los anestesiólogos lograron que el gobierno les aprobara vacaciones "profilácticas" y restituyera a los dos médicos despedidos, pese a que la protesta fue declarada ilegal por el ministerio de Trabajo.

La presidenta costarricense, Laura Chinchilla, dijo tras el acuerdo que "el diálogo debe seguir siendo la base de la convivencia en un país de vocación pacifista como el nuestro".

La CCSS, que atiende al 90% de la población de 4,5 millones, atraviesa por una grave crisis financiera que afecta a miles de asegurados.

"Si por algún tiempo no vimos huelgas de parte de gremios del sector público es porque se estuvo concediendo a manos llenas, pero el país ya no está para conceder a manos llenas", afirmó Chinchilla.