•   El Cairo, Egipto  |
  •  |
  •  |
  • AFP

Al menos veinte civiles murieron hoy y decenas resultaron heridos en la ciudad central de Homs, uno de los bastiones de la oposición, en ataques de las fuerzas leales al régimen de Bachar al Asad, según el Observatorio Sirio de Derechos Humanos.

El grupo opositor precisó que catorce personas fallecieron durante los bombardeos en el barrio de Bab Amro y otras seis por disparos de los seguidores del régimen en los distritos de Inshaat, Al Bayada y Bab al Sabea.

Estas informaciones no han podido ser verificadas por periodistas u organizaciones internacionales por las restricciones impuestas por las autoridades sirias.

Ayer, el Consejo Nacional Sirio (CNS), máximo órgano de la oposición, instó a los observadores de la Liga Árabe, que se encuentran en el país, a que visiten inmediatamente Homs, que sufre "una amenaza real de genocidio y de crímenes contra la humanidad".

Un nuevo grupo de observadores árabes viajará hoy a Siria para unirse a la primera delegación que llegó el jueves pasado, y tiene previsto investigar la situación en varios lugares escenario de protestas como Homs, Deraa (sur), Idleb (norte), Alepo (norte) y Hama (centro).

El objetivo de la misión de observadores es comprobar sobre el terreno que el régimen cumple con la iniciativa de la Liga Árabe para solucionar la crisis en el país, que estipula, entre otros puntos, el fin de la violencia.

Desde que comenzaron las protestas a mediados de marzo pasado, más de 5.000 personas han fallecido por la represión gubernamental, según la ONU.