•   El cairo, Egipto  |
  •  |
  •  |
  • EFE

La defensa del exministro egipcio del Interior Habib al Adli, procesado junto al expresidente Hosni Mubarak por la matanza de manifestantes durante la revolución del año pasado, aseguró hoy que la policía no recibió órdenes de disparar y si lo hizo fue en legítima defensa.

El juicio se reanudó esta mañana en la Academia de Policía de El Cairo con una sesión dedicada a escuchar los argumentos de los letrados de Al Adli, que defendieron su inocencia.

El abogado del exministro, Mohamed al Gondi, dijo en la audiencia que "varios oficiales y agentes de seguridad dispararon, sin tener instrucciones al respecto, contra los que intentaban matar a la policía" durante la revolución, según informó la agencia estatal de noticias Mena.

Al Gondi agregó que algunos agentes no pudieron ignorar las tentativas de ataque contra ellos y los actos de sabotaje, y utilizaron sus armas para defenderse de "manera espontánea" y de acuerdo con la ley y los requisitos de la defensa legítima.

Añadió que no se registró ningún caso de muerte de manifestantes antes de las 16.00 (hora local) del 28 de enero del año pasado, cuando la tarea de mantener la seguridad en el país fue traspasada a las Fuerzas Armadas.

Por otra parte, el letrado explicó que las fuerzas del orden que participaron en la represión de las protestas estaban equipadas con cañones de agua y gases lacrimógenos.

Según apuntó, solo llevaban armas de fuego y municiones los agentes encargados de proteger edificios importantes como embajadas, bancos y ministerios.

Durante la vista, Al Gondi pidió la comparecencia como testigo del premio nobel de la Paz egipcio Mohamed Baradei, por estar presente en uno de los actos de violencia, pero sin ofrecer más detalles.

Al Adli, seis de sus ayudantes y Mubarak son juzgados por su supuesta implicación en la muerte de manifestantes en la Revolución del 25 de enero, cuyo primer aniversario se conmemora en estos días con concentraciones de decenas de miles de personas en la plaza cairota de Tahrir.