•   Banda Aceh  |
  •  |
  •  |
  • AFP

Un sismo de magnitud 8.6 se produjo este miércoles frente a la costa occidental de la isla indonesia de Sumatra, provocando una alerta de maremoto en todo el Océano Índico, que fue rápidamente levantada ante la ausencia de oleaje, daños materiales o víctimas.

El sismo de magnitud 8.6 tuvo lugar a 33 km de profundidad y 450 km al suroeste de Banda Aceh, la capital de la provincia homónima, precisó el Instituto estadounidense de Geofísica, USGS. El sismo fue seguido por una réplica de magnitud 8.2, dos horas más tarde.

El Centro Estadounidense de Vigilancia de Tsunamis del Pacífico rápidamente emitió una alerta para todo el conjunto del Océano Índico, así como para numerosos países de la región, antes de levantar la medida hacia las 13H00 GMT por la ausencia de oleaje importante.

Las olas no pasaron de un metro de altura en la costa occidental de Sumatra, según informó la Agencia de Gestión de Catástrofes Naturales de Indonesia. En Tailandia, el oleaje en la costa oeste del país llegó apenas a los 10 centímetros.

“Los niveles marinos indican actualmente que la amenaza disminuyó en la mayoría de las zonas implicadas, y la alerta de tsunami que este centro había emitido debe ser levantada”, informaron los científicos estadounidenses en un comunicado.

Casi de inmediato, Indonesia, India y Sri Lanka eliminaron sus alertas de tsunami.

Alerta en Tailandia e India
Tailandia también se aprestaba a levantar su alerta de tsunami e incluso el director del Centro Nacional de Gestión de Catástrofes, Somsak Khaosuwan, dijo a la prensa que el país seguiría escrupulosamente “los procedimientos, y la población ya puede sentirse aliviada”.

India, por su parte, llegó a emitir una alerta de maremoto para los Estados costeros y sus islas situadas en el Océano Índico, en particular las islas de Andamán y Nicobar, alerta que fue levantado poco más tarde.

En tanto, una especialista del Instituto Británico de Geología, BGS, había opinado desde las primeras informaciones, que el riesgo de tsunami era “bajo”. De acuerdo a la sismóloga Susanne Sargeant, el movimiento en el fondo marino fue horizontal y no vertical, haciendo menos probable un maremoto.

No obstante, el temblor de tierra suscitó escenas de pánico en la isla de Sumatra, que parecía revivir la pesadilla del tsunami que dejó un saldo de 220,000 muertos en el Océano Índico en diciembre de 2004.

Un periodista de la AFP en Banda Aceh relató que el sismo se prolongó durante algunos  minutos, pero las autoridades no reportaron víctimas ni daños materiales.