•   San Salvador, El Salvador  |
  •  |
  •  |
  • AFP

Las autoridades de salud de El Salvador llamaron este jueves a la población a tomar medidas para combatir la proliferación del mosquito transmisor del dengue, tras detectar un aumento de los casos, que ascienden a 1.160 en los primeros meses del año.

"Hacemos un llamado a la población para que no permita que un miembro de su familia se enferme", dijo en rueda de prensa el director general de Vigilancia Sanitaria del Ministerio de Salud, Julio Armero.

De los casos de pacientes que se están analizando, según el galeno, "un 20% están saliendo positivos" y, además, se ha comprobado que están circulando los tipos I, II y III del dengue.

Con esos tres tipos de la enfermedad, para Armero, existe el "riesgo" de desarrollar más casos de dengue grave, lo cual puede incrementar "la mortalidad", aunque hasta la fecha sólo se ha registrado una muerte por esta causa.

En El Salvador, en el pasado circularon los cuatro tipos de cepas del virus del dengue, transmitido por el mosquito Aedes aegypti.

Según Armero, desde el 1 de enero hasta el 7 de abril se registraba un acumulado de 1.160 casos, de los cuales 61 son del ahora conocido como "dengue grave", antes llamado hemorrágico.

En igual período de 2011 el país registraba 424 casos de la enfermedad, dos de los cuales fueron de dengue grave.

Los departamentos que más casos de dengue registran son la capital San Salvador y La Libertad, en el centro del país, Santa Ana y Sosonate, en el oeste, y San Miguel, en el este del territorio.

Como prevención, las autoridades han fumigado en las últimas semanas un total de 54.000 viviendas en áreas donde se detectaron casos.

Caracterizado por altas fiebres y dolores de cabeza y articulaciones, el dengue puede llegar a ser mortal en su variedad hemorrágica si el paciente no es atendido a tiempo.