•   Adén, Yemen  |
  •  |
  •  |
  • AFP

Cuarenta y cuatro personas, de ellas 25 combatientes de Al Qaida, murieron el martes en el cuarto día de la ofensiva del ejército contra la red extremista en el sur del país, según un nuevo balance de fuentes locales, militares y tribales.

Las víctimas resultaron por una serie de incursiones aéreas y combates en Jaar y Loder, dos localidades de la provincia de Abyan, según las fuentes. Un balance anterior daba cuenta de 24 muertos, 12 de ellos civiles.

En Jaar, a 12 kilómetros del norte de Zinjivar, capital de Abyan, once combatientes de Al Qaida murieron en un tercer ataque aéreo, lo que hace llegar a 13 el número de bajas de la red terrorista en esta ciudad, según un responsable local.

Un ataque aéreo anterior provocó por error la muerte en la misma localidad, de 12 civiles que se habían congregado en torno a una casa alcanzada antes por un misil, indicaron habitantes.

En Loder, donde los auxiliares de los Comités populares de defensa participan en los violentos combates contra Al Qaida, seis nuevos combatientes de la red terrorista murieron luego de otros seis que perecieron durante la mañana.

Cinco auxiliares del ejército murieron en los combates en esta localidad, situada 100 kilómetros al noreste de Zinjibar, según un portavoz de los comités Alí Ahmed, que revisó en alza un primer balance de dos muertos.

Además en Loder, el ejército perdió dos soldados, según una fuente militar.

La operación está destinada sobre todo a retomar el control de la ciudad de Zinjibar, capital de la provincia de Abyan, en manos de combatientes vinculados a Al Qaida desde hace casi un año, así como la localidad de Jaar y de los alrededores de Loder.

Según una fuente militar, el ejército yemení había ganado terreno en su avance hacia Zinjibar.