•   Santiago de Chile  |
  •  |
  •  |
  • AFP

Los cerca de 500 mil cerdos que fueron abandonados en una planta faenadora en el norte de Chile no serán trasladados a otro criadero y serán finalmente sacrificados, informó la compañía Agrosuper.

Los cerdos "van al sacrificio; no van a ningún criadero nuestro ni de ninguna otra empresa", dijo el domingo el gerente general de Agrosuper, José Guzmán, a medios locales, respondiendo a versiones acerca de que los cerdos serían trasladados a otras plantas de la compañía.

Agrosuper abandonó a su suerte la semana pasada por tres días a los cerca de 500 mil cerdos de su planta faenadora de Freirina (800 kolómetros al norte de Santiago), alegando problemas de seguridad para sus trabajadores tras los violentos enfrentamientos que protagonizaron vecinos con la policía, hastiados durante meses por los malos olores que emanan de la planta.

Ante la inminencia de una crisis higiénica -por la probable alta mortandad de cerdos- el Ministerio de Salud decretó una 'alerta sanitaria' que le otorgó facultades para ordenar el cierre inmediato de la misma.

Pero quedó pendiente resolver qué pasaría con los cerca de 500 mil cerdos. Su eventual traslado implicaría el uso de unos 50.000 camiones y, además, no se disponía de un lugar con capacidad para albergarlos.

"Estos cerdos que están en Freirina van a ir a plantas procesadoras de carne, van al matadero para ser sacrificados, no a criaderos donde pudieran generar un nuevo problema ambiental", agregó el ejecutivo de Agrosuper.

El gobierno le había dado seis meses a Agrosuper para concretar un plan de traslado y manejo de los residuos que emanan de la planta y que han provocado los malos olores.

Agrosuper es una de las empresas más grandes de alimentos de Chile. En 2006, obtuvo el permiso ambiental para instalar su planta Freirina.

Para el manejo de sus residuos, la empresa puso en práctica un sistema en base a microorganismos capaces de comerse las deposiciones de los cerdos. Pero problemas en el sistema de aireación -que posibilitaban que los microorganismos se desarrollaran- impidieron un buen funcionamiento, lo que provocó que se acumulara una gran cantidad de deposiciones y que se expandieran los malos olores.