•   Johannesburgo  |
  •  |
  •  |
  • ACAN-EFE

Unas 3 mil personas, convocadas por el partido gobernante de Sudáfrica, el Congreso Nacional Africano (CNA), reclamaron hoy en Johannesburgo la retirada definitiva del cuadro que muestra al presidente del país africano, Jacob Zuma, con los genitales al aire.

La agencia sudafricana de noticias Sapa informó hoy de que los líderes de la marcha exigieron a la Galería Goodman que quitara de su página web el retrato, ya retirado de la sala de exposiciones después de que dos individuos arruinaran con pintura el lienzo la semana pasada.

El diario sudafricano City Press, que exhibió la obra en su edición digital, anunció ayer la retirada de la misma y pidió disculpas a la familia de Zuma.

"City Press se ha disculpado, Brett Murray (el autor de la obra) lo ha hecho, y la galería también. Sólo queda que la retiren de su web", afirmó a los manifestantes Gwede Mantashe, secretario general del CNA.

"Este cuadro no debe salir de Sudáfrica, debe ser destruido, y permanecer en el museo de la vergüenza", añadió el secretario general del Partido Comunista, Blade Nzimande, integrado en el Gobierno bajo las siglas del CNA.

No obstante, la obra ha sido comprada por un coleccionista alemán por 136.000 rands (unos 13.000 euros).

La obra del autor sudafricano blanco Murray ha generado una inmensa polémica en Sudáfrica, donde ha sido considerada "difamatoria" o incluso "racista".

El cuadro, titulado "The Spear" ("La lanza"), forma parte de la exposición "Dios salve al Ladrón II", de Murray, y muestra al presidente Zuma en una imagen de reminiscencias soviéticas y en la que se pueden apreciar claramente sus atributos sexuales.