•  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Georgia decidió el viernes "romper sus relaciones diplomáticas" con Moscú, por lo que ordenó a los diplomáticos rusos salir de Tiflis, acrecentando las tensiones entre ambos países en conflicto.

"Ya no tendremos relaciones diplomáticas con Rusia" y "según la Convención de Viena, en un caso así, los diplomáticos rusos deben abandonar Georgia", declaró a la AFP el viceministro georgiano de Relaciones Exteriores, Grigol Vashadzé.

La ruptura de los lazos diplomáticos será notificada próximamente a Rusia. Entre tanto, dijo Vashadzé, se mantienen "las relaciones consulares".

El parlamento georgiano pidió el jueves al gobierno que rompiese relaciones diplomáticas con Rusia.

La canciller georgiana, Eka Tkeshelasvili, hablando con reporteros en Estocolmo, dijo que sería "muy torpe tener relaciones diplomáticas con Rusia, cuando Rusia está estableciendo relaciones diplomáticas con Osetia del Sur y Abjasia".

"La acción más razonable que debía tomarse era cortar nuestras relaciones diplomáticas, como una medida temporal. Después del fin de la ocupación del territorio veremos cuándo y cómo serán restauradas", dijo la canciller tras reunirse con su homólogo sueco, Carl Bildt.

El portavoz del ministerio de Relaciones Exteriores Khatuna Iosava había dicho antes que Georgia iba a retirar a todos los diplomáticos de su embajada en Moscú "en los próximos días".

Rusia dijo que esta acción no ayudaría a resolver la crisis entre los dos países causada por los cinco días de guerra a comienzos de agosto.

"Lamentamos este paso del lado georgiano. No ayudará a nuestras relaciones bilaterales", dijo el portavoz de la cancillería rusa Andrei Nesterenko, citado por la agencia Interfax.

Un funcionario del ministerio de Relaciones Exteriores declaró a la agencia de noticias RIA Novosti que Rusia no tenía otra opción que seguir lo decidido por los georgianos y cerrar su embajada en Tiflis.

El parlamento de Georgia llamó el jueves al gobierno a romper sus relaciones diplomáticas con Moscú tras la ocupación rusa del territorio georgiano.

Los parlamentarios aprobaron unánimemente una resolución que "ordena al poder ejecutivo romper sus relaciones diplomáticas con la Federación de Rusia".

También dijeron que "las fuerzas armadas rusas, incluyendo las llamadas fuerzas de mantenimiento de la paz, son declaradas como fuerzas armadas ocupantes".

La decisión fue motivada por el reconocimiento por parte de Rusia de la independencia de las regiones separatistas georgianas de Abjasia y Osetia del Sur.