•   Washington, Estados Unidos  |
  •  |
  •  |
  • AFP

La decisión del presidente de Estados Unidos Barack Obama de cesar la deportación de jóvenes indocumentados es una estrategia política de cara a los comicios del seis de noviembre, aseguró su rival republicano Mitt Romney en una entrevista difundida ayer.

“Si realmente quería encontrar una solución para estos chicos o a para la inmigración ilegal de Estado Unidos, lo hubiese hecho en sus primeros tres años y medio de mandato, no en sus últimos meses”, aseguró Romney en la entrevista con la cadena CBS.

El exgobernador de Massachusetts no precisó, sin embargo, si anulará la orden de Obama en el caso de que gane las elecciones, una medida que puede beneficiar a más de 800.000 personas.

Obama “tendría que haber trabajado estos años si lo hubiese sentido necesario”, dijo el candidato republicano. “Se ha guardado este tipo de cosas para los últimos cuatro meses y medio antes de las elecciones presidenciales”.