•   Bogotá, Colombia  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia, FARC dispararon con ametralladoras punto 50 para derribar el pasado miércoles el avión de la Fuerza Aérea Colombiana (FAC) en el que murieron dos militares en el suroeste del país, reveló hoy un correo electrónico de integrantes de la unidad guerrillera que participó en el ataque.

El mensaje fue publicado hoy en la página de internet de las FARC, fechado un día después del ataque a la aeronave militar, que desarrollaba un operativo en el departamento del Cauca, donde los indígenas tratan de expulsar a la guerrilla y a la fuerza pública desde la pasada semana.

En este correo, que no especifica quién es el autor ni el destinatario, detalla "la recepción" que preparó la guerrilla el pasado miércoles en el Cauca para el presidente Juan Manuel Santos, quien lideró en el municipio de Toribío un consejo de ministros.

"El caso es que todo el día estuvimos dándonos plomo con el Ejército y la Policía", expone en referencia al momento en que aparecieron dos Súper Tucanos en un área cercana a Jambaló, cuando el personal "regado" los prendió "de una vez a plomo desde distintos puntos; hasta con ametralladoras punto 50".

La guerrilla había reivindicado el derribo de una de esas dos aeronaves el pasado jueves, lo que Santos ha puesto en duda en los últimos días al justificar que los expertos de la FAC que investigan el caso no han hallado indicios de que el aparato fuese impactado.

Incluso, el pasado sábado señaló: "Ese avión no fue impactado por ninguna ametralladora punto 50, y mucho menos por un misil, porque ya algunos están diciendo que se permitió que la guerrilla adquiriera misiles".

El correo prosigue: "después de pasar, uno de los aviones se regresó; seguramente con intención de arrojar las bombas, así es siempre. Se ubicó en medio de los grupos nuestros; volvimos a dispararle hasta que se vino a tierra".

"Usted no se imagina la emoción de todos, camarada; era como si el propio Santos se hubiera estrellado de cabeza contra el piso", agregó el insurgente autor del correo, perteneciente a la Columna Jacobo Arenas.

Tras el derribo, la guerrilla envió una misión a registrar el área, donde se percataron de que los dos pilotos estaban muertos y había "4 ametralladoras punto 50, 4 bombas de 500 kg de puro TNT, unos diez mil tiros para las ametralladoras", lo que calificó como "demasiadas cosas para un grupo pequeño".

Los guerrilleros "cargaron con una sola de las pesadas punto 50 y el cuerpo de uno de los pilotos. Con la idea de entregarlo al otro día a alguna comisión de periodistas y Cruz Roja; para que el Ejército no pudiera negar el hecho".

El mensaje interno concluye con una consulta a presuntos superiores: "Todavía estamos peleando; el Ejército se encuentra a unos mil metros del avión derribado. ¿Lo mantenemos a raya con mortero de 90 milímetros y minas?".

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus