•   Santiago de Chile  |
  •  |
  •  |
  • AFP

La Fiscalía chilena abrió este viernes investigaciones en 59 colegios de Santiago por denuncias de supuestos abusos sexuales a menores, en un momento en que se produce un aumento de las acusaciones, lo que ha causado un fuerte revuelo mediático.

Hasta el momento, se están investigando 49 escuelas del sector oriente de la capital -el más pudiente-, y otros diez centros educativos del sector occidente, según informó el fiscal nacional Sabas Chahuán, tras reunirse con los directivos de la Asociación de Padres, Madres y Apoderados (Amdepa) y la Red Infancia Chile.

"Al igual como en delitos de corrupción o económicos, aquí investigaremos igual, sea donde estén los niños. Nos ponemos en el lugar de padres y apoderados y sabemos que están preocupados, ansiosos y desesperados", dijo Chauán a medios locales.

En los últimos meses, se inició una investigación en dos centros del oriente de la capital, por las denuncias de al menos tres niños presuntamente abusados sexualmente por auxiliares de una escuela, y otras cuatro acusaciones de abuso sexual y violación de un menor en un jardín infantil, en casos que impactaron a la opinión pública.

Las últimas denuncias se suman a una lista de acusaciones que durante el año se han producido en contra de sacerdotes de la Iglesia Católica chilena, que ha investigado a parte de los clérigos, y que llegó a pedir perdón por sus delitos, aunque nunca los llevó ante la justicia.

El presidente de Chile, Sebastián Piñera, anunció el miércoles la creación de la figura de un "Defensor del niño", así como el endurecimiento de penas para este tipo de delito, en una serie de medidas destinadas a frenar y combatir el abuso sexual a menores.