•   El Cairo  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Más de 70 personas murieron hoy en Siria en la ofensiva de las tropas del régimen para recuperar el control de feudos rebeldes, en especial en la ciudad septentrional de Alepo y los barrios damascenos de Al Qadam y Al Asali, según la oposición.

Los activistas de los Comités de Coordinación Local (CCL) informaron en un comunicado de la muerte de al menos 80 personas, 20 de ellas en Alepo, mientras que la Comisión General de la Revolución documentó 77 y el Observatorio Sirio de Derechos Humanos 48 civiles y 26 efectivos de las fuerzas gubernamentales.

Los combates entre los rebeldes y el ejército se centraron en Alepo, que también sufrió bombardeos, y en Damasco, donde las tropas leales al régimen del presidente sirio, Bachar al Asad, irrumpieron en Al Qadam y Al Asali para aplastar al movimiento insurgente.

Los grupos opositores denunciaron que Alepo, la segunda ciudad y centro económico de Siria, es castigada con bombardeos de artillería y de helicópteros, sobre todo los barrios de Sheif al Daula, Al Kalasa y Bab Road.

Entre las víctimas de esta ciudad figuran entre ocho y trece presos de la Cárcel Central, según las fuentes, después de que las fuerzas de seguridad abrieran fuego contra los reclusos para reprimir un motín.

En cuanto a Damasco, los barrios más afectados por la violencia fueron Al Qadam y Al Asali, que esta mañana sufrieron intensos bombardeos para ser horas después tomados al asalto por las fuerzas gubernamentales.

Las tropas del régimen de Al Asad han efectuado detenciones en estas zonas, donde los rebeldes se mantenían fuertes hasta el momento, de acuerdo con el Observatorio.

Los bombardeos también castigaron las provincias de Hama (centro), Homs (centro), en especial la localidad de Al Rastan, Idleb (norte), y Deraa (sur).

En Hama, los CCL informaron de la muerte de 20 personas, diez de ellas por el impacto de un proyectil contra el autobús en el que huían de la violencia en la localidad de Latamneh.

Mientras, en Deraa, tanto el Observatorio como los CCL registraron fuertes bombardeos contra la población de Herak, en los que fallecieron una mujer y sus cinco hijos, entre otras víctimas.

Estas informaciones no han podido ser verificadas de forma independiente por las restricciones impuestas por las autoridades sirias a los periodistas para trabajar.

Estos sucesos ocurren después de que más de un centenar de personas perdieran la vida ayer por la represión del régimen: El Observatorio informó de 117 muertos, mientras que la Comisión señaló que hubo 154 fallecidos y los CCL elevaron la cifra a 175.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus