•   Beirut, Siria  |
  •  |
  •  |
  • AFP

Las fuerzas de seguridad sirias mataron a 43 jóvenes tras un asalto lanzado el miércoles contra la población de Jdeidet Artuz, al sudoeste de Damasco, informó el jueves el Observatorio Sirio de Derechos Humanos (OSDH).

"Las fuerzas del régimen penetraron el miércoles en Jdeidet Artuz, detuvieron a un centenar de jóvenes y los encerraron en una escuela, donde fueron torturados", explicó el OSDH.

"El jueves en la mañana, después de la operación, fueron hallados 43 cadáveres. Algunos jóvenes habían sido fusilados", dijo la fuente.

Un habitante de Artuz, localidad limítrofe, que el miércoles en la noche huyó de su domicilio, afirmó que todos los habitantes de la ciudad se habían ido.

"No hay nadie, ningún negocio está abierto, las casas fueron abandonadas por sus habitantes por temor a la violencia, todo el mundo ha huido", dijo.

El ejército "disparó obuses contra nuestra aldea a partir de Jdeidet Artuz", agregó este habitante que se refugió en casa de allegados.

El OSDH había informado el miércoles que 28 civiles habían muerto en el asalto contra Jdeidet Artuz.

Según la ONG, 163 personas en total perdieron la vida el miércoles en Siria, entre ellas 98 civiles, 20 rebeldes y 45 soldados.