•   TEGUCIGALPA  |
  •  |
  •  |
  • AFP

El crimen organizado y los carteles de la droga pretenden romper la institucionalidad de Honduras para extender sus operaciones en la región centroamericana, denunció este lunes la embajadora de Estados Unidos en Tegucigalpa, Lisa Kubiske, durante un foro.

"Las organizaciones del crimen organizado y los carteles de la droga tienen como objetivo, dentro de su estrategia, romper la institucionalidad de Honduras, con el propósito de extender su ilícito negocio por toda la región", expresó la diplomática.

Sin embargo, Honduras ha respondido a la amenaza con la aprobación de varias leyes como la de activos, el combate del terrorismo y el tratado de extradición firmado a principios de año con Estados Unidos, reconoció la represente diplomática.

Junto a las autoridades hondureñas, los estadounidenses "tenemos un compromiso de luchar de frente contra el crimen organizado a través de la cooperación interinstitucional", subrayó.

Las declaraciones fueron formuladas por Kubiske en el marco de la conferencia "Nuevas Estrategias en el Desmantelamiento de Grupos Transnacionales del Crimen Organizado", que patrocinan el departamento del Tesoro de Estados Unidos y la Comisión Nacional de Bancos y Seguros (CNBS) de Honduras, la cual finalizará el martes en un hotel de Tegucigalpa.

El presidente Porfirio Lobo, quien también se dirigió a los asistentes, dijo que Estados Unidos ha aceptado "la responsabilidad compartida pero diferenciada" en la lucha contra el crimen, al reconocer que Centroamérica sufre las consecuencias del trasiego de drogas desde Sudamérica hacia el mercado estadounidense.

La presidenta de la CNBS, Vilma Morales, expuso que las nuevas estrategias del combate a la criminalidad se orientan a la aplicación de leyes como lavado de activos, privación del dominio de bienes de origen ilícito y contra el financiamiento del terrorismo.

En la conferencia participa un centenar de funcionarios relacionados con el tema en Honduras, entre policías, jueces, fiscales, personal de la CNBS y del Tribunal Superior de Cuentas (TSE), en una jornada de capacitación con instructores estadounidenses y colombianos.

Datos oficiales indican que por Centroamérica pasa el 87% de la droga con destino a Estados Unidos y que en el Triángulo Norte (Guatemala, El Salvador y Honduras) actúan grupos violentos vinculados a los carteles.