•   OSKALOOSA, EU/AFP  |
  •  |
  •  |

Un duro enfrentamiento a propósito del pasado y el futuro de la producción energética se desató este martes entre el presidente Barack Obama y su rival republicano en las presidenciales de noviembre, Mitt Romney, cuando ambos hacen campaña en estados clave.

Romney acusó a Obama de haberle "declarado la guerra al carbón", mientras que el presidente se burló despiadadamente de su rival por ignorar los beneficios de la energía eólica, cuando ambos candidatos tratan de aprovechar cualquier debilidad de su contendiente en una carrera que se presenta muy pareja.

Obama agregó un tema emergente que Romney, un rico empresario, simplemente no comprende, según él.

"Si conociera lo que ustedes han estado haciendo, sabría que cerca de 20% de la electricidad que se consume en Iowa proviene del viento, que alimenta a hogares, industrias y empresas de manera limpia y renovable", dijo Obama ante una muchedumbre en ese estado del centro de Estados Unidos.

El acicalado autobús negro de Obama realiza un recorrido de tres días por las praderas de Iowa, un estado duramente disputado por ambos candidatos con vistas a los comicios de noviembre, donde los molinos de viento son figuras cada vez más habituales del paisaje.

"El gobernador Romney explicó incluso su política energética de este modo: 'no se puede manejar un auto con molinos de viento'", afirmó Obama. "Esto es lo que dijo sobre la energía eólica".

Obama dijo que la energía eólica es la responsable de 7,000 empleos en Iowa y de 75,000 en todo el país, y defendió su política energética sobre la base de que es una fuente de energía verde y limpia y que creará empleos en el siglo XXI.

Por su lado, el equipo de campaña de Romney dijo que dejaría que expiraran las líneas de crédito para la energía eólica, porque cree que el Estado no debe apoyar a un sector económico en detrimento de otro.