•   Ginebra  |
  •  |
  •  |
  • AFP

El Instituto de Radiofísica (IRA) del Centro Hospitalario Universitario Valdense (CHUV) de Lausana indicó que está dispuesto a participar en una investigación sobre la muerte del líder palestino Yasser Arafat, pero espera una respuesta de su viuda, Suha Arafat, antes de tomar una decisión definitiva.

El laboratorio suizo fue invitado a investigar sobre la muerte de Arafat por la Autoridad Nacional Palestina (ANP).

"Hemos manifestado nuestro interés siempre y cuando la independencia, la credibilidad y la transparencia de nuestra implicación sea garantizada", dijo un portavoz del CHUV, Darcy Crhisten.

"Sin embargo, la viuda de Arafat presentó una denuncia penal en Francia y por lo tanto la hemos consultado. Esperamos que nos transmita su posición sobre nuestra posible implicación", dijo el portavoz.

El 3 de julio pasado, un documental de la televisión Al Jazzira relanzó la tesis de un asesinato por envenenamiento de Arafat.

Según el canal, el IRA de Lausana descubrió "una cantidad anormal de polonio" en los efectos personales de Arafat.

El polonio es una sustancia radiactiva altamente tóxica que fue utilizada para envenenar en 2006 en Londres a Alexandre Litvinenko, un ex espía ruso, opuesto al presidente Vladimir Putin.