elnuevodiario.com.ni
  •   Beirut  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Miles de personas salieron hoy a las calles de la ciudad de Hermel, en el noreste del Líbano, donde quemaron y pisotearon banderas estadounidenses e israelíes, en la quinta marcha convocada en una semana por el grupo chií Hizbulá contra el vídeo del profeta Mahoma.
       
"Muerte a Israel y a Estados Unidos" o "Vida para Mahoma, morir por el islam" fueron algunos de los eslóganes coreados por los manifestantes, que acudieron pertrechados con pancartas en defensa del profeta, según las imágenes difundidas por la cadena de televisión Al Manar, portavoz de Hizbulá.
       
Algunos sacerdotes cristianos marcharon junto a jeques chiíes para manifestar su apoyo a la protesta, que estuvo encabezada por los "scouts" del imán Al Mahdi, como se conoce a los grupos juveniles de exploradores de Hizbulá.
       
Muchos de los asistentes portaban banderas libanesas y del grupo chií, al igual que fotografías de su líder, jeque Hasan Nasralá, y del imán Musa Sadr, jefe espiritual de la comunidad chií del Líbano, desaparecido en Libia en 1978.
       
En declaraciones a Al Manar, el responsable de Hizbulá en Hermel, Mohamed Yaghi, explicó que la protesta es para declarar la lealtad al profeta y denunció que existe "una malévola campaña sionista que tiene por objeto provocar conflictos entre musulmanes y cristianos".
       
"No lograrán sus objetivos (los israelíes), sus planes han fallado y no alcanzarán meta alguna", agregó.
       
Las manifestaciones en el Líbano contra el vídeo, producido en Estados Unidos y considerado blasfemo por los musulmanes, comenzaron hace poco más de una semana en la localidad septentrional de Trípoli, donde se registraron disturbios que causaron un muerto y varios heridos.
       
El lunes, Nasralá protagonizó una inusual aparición en público durante una protesta celebrada en los barrios del sur de Beirut, que fue seguida por otras en diferentes regiones libanesas.