•   Washington  |
  •  |
  •  |
  • AFP

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, sobrepasa a su adversario republicano Mitt Romney en la intención de voto en Florida y Ohio, dos Estados considerados como claves para las elecciones presidenciales, según un sondeo publicado este miércoles.

Ambos candidatos harán campaña este miércoles en Ohio (norte de Estados Unidos), un estado que casi siempre ha influido de manera directa en el resultado de los comicios. De hecho, ningún republicano ha conseguido llegar a la Casa Blanca sin haber conquistado Ohio.

A cerca de cinco semanas de realizarse los comicios, Romney solo cuenta con el favor del 43% de los electores de Ohio, mientras que Obama ostenta el 53%, según una encuesta realizada por el diario The New York Times, la CBS y la Universidad Quinnipiac.

Obama obtendría el mismo porcentaje (53%) en la Florida (sudeste), mientras que el republicano llegaría al 44% de los votos en ese estado, que en el 2000 le dio la victoria a George W. Bush, según el mismo sondeo.

Esta encuesta fue realizada entre el 18 y el 25 de septiembre, al tiempo que Romney sufría sendos ataques en la opinión pública por un video publicado en el sitio web de la revista de izquierda 'Mother Jones', en el que señalaba que el 47% de los estadounidenses no paga impuestos y "se creen con derechos de recibir costosos subsidios".

En el anterior sondeo, publicado a finales de agosto, Obama sólo aventajaba por 6 puntos a Romney en Ohio (50% frente a 44%), y por 3 en Florida (49% y 46% respectivamente), cifras que incluso estaban dentro del margen de error, y que son claramente contrarias a las publicadas el miércoles.

Las elecciones estadounidenses se efectúan Estado por Estado, según un sistema de sufragio universal indirecto. Este proceso da importancia desproporcional a una docena de territorios que pueden en teoría desbalancear a uno u otro candidato. Es en esos estados donde los candidatos concentran sus desplazamientos y sus ofensivas publicitarias.