• RAMALA, Territorios Palestinos |
  • |
  • |
  • EFE

El presidente palestino, Mahmud Abas, confirmó este domingo que la petición para elevar el estatus de Palestina al rango de Estado no miembro de la ONU será presentada en noviembre y se mostró favorable a una exhumación del cuerpo de Yaser Arafat para establecer las causas de su muerte.

"Iremos a la ONU en noviembre de 2012, no en 2013 ni en 2014", dijo poniendo fin a las especulaciones sobre un posible aplazamiento de esta gestión por presiones estadounidenses, en un discurso en Ramala pronunciado con motivo del octavo aniversario de la muerte del histórico dirigente palestino Yaser Arafat.

"La reacción histérica de Israel a nuestra iniciativa en la ONU se debe a su voluntad de continuar con la ocupación y sufrimos presiones estos días de varias partes para renunciar a esta demanda justa, pero no renunciaremos", aseguró.

"Es la única vía para hacer frente al asalto de la colonización y salvar la solución de dos Estados", según él.

El secretario general de la Liga Árabe, Nabil al Arabi, presente en la ceremonia, mostró su apoyo a esta "importante acción para afirmar los derechos de los palestinos sobre su tierra, después de la cual los Territorios palestinos serán considerados como un país ocupado".

La representación palestina en la ONU anunció el jueves un proyecto de resolución que "reafirme el derecho del pueblo palestino a la autodeterminación" en base a las líneas de antes de la guerra de 1967 y pide a la Asamblea General, donde la mayoría simple le parece garantizada, conceder a Palestina el estatus de Estado no miembro.

El documento subraya también "la necesidad urgente de retomar y acelerar las negociaciones" de paz bloqueadas desde septiembre de 2010.

Israel anunció su intención de oponerse al proyecto palestino, afirmando que alejaba las perspectivas de paz.

Según un sondeo realizado en noviembre y publicado el domingo, el 48% de los palestinos consideran que la gestión en la ONU beneficiará a la causa palestina, frente al 12.2% que piensan lo contrario.

"Idea detestable"

Por otro lado, Abas se pronunció públicamente a favor de una exhumación del cuerpo de Arafat para dilucidar las causas de su muerte y anunció contactos con Rusia.

"Actualmente, estamos en contacto con los investigadores franceses, los expertos suizos, así como con el gobierno ruso para abrir la tumba del presidente Yaser Arafat", precisó Abas.

"Este asunto es más amplio y más importante que el estrépito mediático que realizó Al-Jazeera", estimó, en referencia al documental que la cadena de televisión catarí difundió en julio, donde desvelaba la presencia de cantidades anormales de polonio en los objetos personales de Arafat entregados a su viuda Souha y que ella hizo analizar en un laboratorio suizo especializado.

El sobrino de Yaser Arafat y presidente de la Fundación Arafat, Naser al Qidwa, reiteró el sábado su rechazo a una exhumación, tachándola de "idea detestable".

"No hay ninguna justificación para esto, ya que la verdad se sabe", dijo Qidwa quien insiste desde hace años en su convicción de que Arafat fue envenenado por Israel, reconociendo la ausencia de "pruebas tangibles" hasta ahora.

"Lo que confirmó nuestra convicción fue el descubrimiento reciente de polonio radiactivo en sus ropas", explicó.

Los jueces franceses que instruyen una investigación judicial por el asesinato de Arafat y los expertos del laboratorio suizo que descubrió el polonio deben realizar extracciones de sus restos el 26 de noviembre, lo que implica una exhumación.