• México |
  • |
  • |
  • AFP

El presidente de México, Enrique Peña Nieto, hizo el lunes un crítico diagnóstico sobre la inseguridad pública en su país y presentó un plan para recuperar la paz, que incluye dividir el territorio mexicano en cinco regiones operativas y la creación de una gendarmería.

«Los mexicanos quieren un país en paz», dijo Peña Nieto, dirigiéndose a su gabinete de seguridad, a gobernadores estatales, representantes de los poderes Legislativo y Judicial, y observadores de derechos humanos.

El mandatario priorizó disminuir «los homicidios, secuestros y extorsiones», para lo que prometió articular los programas, esfuerzos y presupuestos necesarios. «No habrá improvisación», fustigó.