•   Washington, Estados Unidos  |
  •  |
  •  |
  • AFP

Estados Unidos lamentó "profundamente" este viernes la promulgación por el presidente ruso Vladimir Putin de una ley que prohíbe la adopción de niños rusos por estadounidenses, y dijo que espera que los casos que ya están encaminados no se vean afectados.

"Lamentamos profundamente la aprobación de Rusia de una ley que acaba con las adopciones entre Estados Unidos y Rusia", dijo el portavoz del Departamento de Estado Patrick Ventrell en un comunicado, en el que acusó a Moscú de haber tomado la medida "motivado políticamente".

El presidente Putin promulgó este viernes la ley prohibiendo la adopción de niños rusos en Estados Unidos, considerada como una de las medidas más hostiles tomadas por Moscú hacia Washington desde el fin de la Guerra Fría.

El texto, que entrará en vigor el 1 de enero, fue aprobado por el parlamento ruso como represalia a la "lista Magnitsky", una ley aprobada por el Congreso estadounidense y promulgada por el presidente Barack Obama que prevé congelar los bienes de los funcionarios rusos involucrados en la muerte en prisión en 2009 del abogado Sergei Magnitsky.

"La decisión del gobierno ruso, motivada por consideraciones políticas, reducirá las posibilidades de adopción de niños que están actualmente a cargo de instituciones especializadas (...). Estamos igualmente preocupados por las declaraciones dando a entender que las adopciones ya en curso sería detenidas", señaló además Ventrell.

La promulgación de la ley rusa afectaría a 52 procesos de adopción en curso, según el delegado del Kremlin para los derechos de la infancia.