•  |
  •  |
  • END

Una decena de soldados israelíes fueron heridos ayer lunes por la noche en Jerusalén Oeste por un palestino que embistió con su vehículo a un grupo de militares antes de que uno de ellos matara al agresor, informó el jefe de la policía de Jerusalén, Aharon Franco.

Dos de los soldados están en estado grave, mientras que el resto resultó con heridas leves.

El comisario Franco precisó a los periodistas que el autor del atentado era un palestino “originario de Jerusalén Este”, sin dar más detalles.

“Se precipitó con su coche contra un grupo de soldados que se encontraba en una rotonda. El vehículo chocó luego contra un muro y un soldado ha disparado y matado al terrorista”, añadió el comisario.

El ataque se produjo cerca de la Plaza Tzahal, situada a algunas decenas de metros de las murallas de la ciudad antigua, no lejos de la puerta de Jaffa.

Destruirán la casa
El ministro de Defensa, Ehud Barak, reaccionó asegurando que era necesario “destruir cuanto antes la casa del autor del atentado a efecto disuasorio contra otros potenciales terroristas”.

En otros casos de ataques de palestinos de Jerusalén Este, Barak también anunció la destrucción de las casas de los presuntos terroristas, pero esta medida no se aplicó por razones jurídicas.