•   Tegucigalpa  |
  •  |
  •  |
  • AFP

Unos 1,000 militares se sumaron este viernes a la Policía de Honduras, en el inicio de una operación dirigida a contener a la delincuencia, que genera en este país la mayor tasa de homicidios del mundo, informaron fuentes oficiales.

El ministro de la Defensa, Marlon Pascua, y el director de la Policía, Juan Carlos Bonilla, lanzaron la campaña bautizada “Operación Libertad”, en un sector del este de la capital, de donde salieron policías y militares en camiones hacia las zonas de mayor incidencia delictiva.

“Las Fuerzas Armadas están participando con 600 efectivos en la capital y mañana tendremos 800”.

Mientras en San Pedro Sula, la segunda ciudad del país, situada a 240 km al norte de Tegucigalpa, “tenemos 400 y mañana serán 500”, afirmó Pascua a los periodistas. “Es una ofensiva contra la delincuencia común y organizada”, afirmó Bonilla.

El Ministro de la Defensa explicó que la “Operación Libertad”, en la que participan la Policía –integrada por 14,500 hombres— y un numeroso contingente de las Fuerzas Armadas, consiste en patrullajes en “las zonas de mayor incidencia delictiva” de capital y San Pedro Sula.

Los cárteles del narcotráfico y las pandillas, así como la delincuencia común, mantienen una ola de violencia que hacen de Honduras el país con la tasa de homicidios más alta del mundo, 92 por cada 100,000 habitantes, según un reciente informe de las Naciones Unidas.

La operación iniciada este viernes se produce en medio de una polémica entre el presidente Porfirio Lobo y los dueños de algunos medios locales de comunicación, en relación con la publicación de imágenes relacionadas con la violencia delictiva.

Lobo ha criticado la publicación de un video en la versión digital del diario El Heraldo en el que desconocidos ejecutan a dos jóvenes y hieren a otro en plena calle, en el área de los mercados de Tegucigalpa.

El video, que fue filtrado al diario por personas no identificadas, fue captado por unas cámaras que la Policía ha instalado en diferentes calles y bulevares de las principales ciudades del país.

Lobo ha dicho que los periódicos hondureños abusan de este tipo de imágenes y ha anunciado que presentará una ley al Congreso para tratar de regular tales publicaciones.

 

Lobo: “Estados Unidos debe reducir consumo de drogas

El presidente de Honduras, Porfirio Lobo pidió ayer a Estados Unidos “más ayuda” para combatir el flagelo del narcotráfico en el país centroamericano, y que reduzca el consumo de drogas de sus ciudadanos.

Se necesita “que en el país del Norte se haga una labor amplía para que se consuma menos droga, para que nuestro pueblo deje de pagar tan alto costo” por el narcotráfico, dijo Lobo en la Casa Presidencial, durante un dialogo con miembros de la sociedad civil.

Agregó que Honduras está en “pie de lucha” contra el narcotráfico, que ha causado muchas muertes en Centroamérica, pero que Estados Unidos debe “asumir su responsabilidad”.

Los hondureños “somos víctimas porque allá (en Estados Unidos) se consume la droga y nosotros aquí (en Honduras) ponemos los muertos”, subrayó Lobo, quien insistió en que es necesario que Washington “reduzca la demanda” de drogas.