elnuevodiario.com.ni
  •   Ciudad de México, México  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Una niña de un año que le fue robada de sus brazos hace nueve días a su madre en el este de Ciudad de México fue hallada hoy "sana y salva" por la policía en la puerta de una iglesia de la urbe, informaron fuentes oficiales.

En un comunicado la Secretaría de Seguridad Pública del Distrito Federal señaló que la menor, "arrebatada con engaños de los brazos de su madre cuando acudía a un mercado" de la colonia Agrícola Pantitlán, cerca de la parada de metro Canal de San Juan, fue encontrada gracias a la activación del protocolo Alerta AMBER.

El pasado 1 de febrero una mujer, la madre de la pequeña, "solicitó ayuda de las autoridades" lo que motivó que se activara la alerta, que esta mañana dio frutos.

Dos agentes de la Unidad de Protección Ciudadana (UPC) Pantitlán "escucharon el llanto de un bebé" a la puerta de una iglesia sin que hubiera cerca "adultos que la cuidaran", lo que condujo a su identificación y a que les fuera restituida a sus padres.

En la recuperación participó el Centro de Apoyo a Personas Extraviadas y Ausentes (CAPEA), de la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal (PGJDF), que en los últimos seis años ha recibido entre unos 1.400 y 2.000 informes de desapariciones.

Fuentes del organismo dijeron hoy a Efe que de todos los casos de extravíos en la capital mexicana "más del 70 %" de los mismos tiene un final feliz pues están motivados con "ausencias voluntarias" de las personas buscadas.

Esto último no sucedió en el caso de la menor, que fue robada y todavía se desconoce por quién y por qué razones.

La fuente detalló que sustracción de niños como la de la pequeña recuperada hoy suceden "como muchísimo" cada dos meses, a menudo "por parientes que se disputan la custodia" de los pequeños.

Según datos de CAPEA en 2012 hubo 1.870 casos de personas extraviadas o desaparecidas en la capital de México, una urbe de 8 millones de habitantes que aumentan a 20 si se le suman los de su zona conurbada.

La cifra de casos fue un 2,1% mayor a la de 2011 pero un 5,4 % inferior a la registrada en 2007.