elnuevodiario.com.ni
  •   México  |
  •  |
  •  |
  • EFE

El Presidente de México, Enrique Peña Nieto, afirmó ayer que la investigación legal abierta contra la dirigente sindical Elba Esther Gordillo y otras personas de su entorno, “deberá continuar hasta sus últimas consecuencias”.

En un mensaje televisado a la nación, Peña Nieto, que en ningún momento mencionó el nombre de Gordillo, detenida por presuntas irregularidades financieras, dijo que la ley “obliga a todos por igual, y nadie puede estar por encima de ella”.

Se trata de la primera declaración del mandatario desde que Gordillo fue acusada de delincuencia organizada y operaciones financieras irregulares con el fin de cubrir sus gastos personales realizados con los aportes sindicales de los maestros.

El mensaje fue difundido en medio de una gran conmoción política surgida en México por el arresto de Gordillo, líder del poderoso Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) y figura clave en las componendas políticas de este país.

Peña Nieto dijo que la Fiscalía General “ha iniciado un proceso legal en contra de diversas personas, resultado de una investigación que hace presumible la comisión de diversos delitos del fuero federal”.