•   Caracas, Venezuela  |
  •  |
  •  |
  • EFE

La presidenta brasileña, Dilma Rousseff, y su antecesor, Luiz Inácio Lula da Silva, llegaron hoy a Caracas para asistir mañana a los funerales del jefe de Estado venezolano, Hugo Chávez, fallecido este martes víctima de un cáncer.
       
La gobernante recibió los honores militares de estilo en el aeropuerto que sirve a Caracas, donde fue recibida por el ministro de Relaciones Exteriores, Elías Jaua.
       
Además de Lula da Silva, la delegación de Rousseff la integran el ministro de Relaciones Exteriores, Antonio Patriota, y el gobernador del estado de Bahía, Jacques Wagner, quienes no ofrecieron declaraciones a los periodistas.
       
Con anterioridad a la llegada de Rousseff arribó a Venezuela el presidente cubano, Raúl Castro, quien tampoco hizo declaraciones.
       
Ayer llegaron a Venezuela la presidenta de Argentina, Cristina Fernández, y los presidentes de Bolivia, Evo Morales, y Uruguay, José Mujica.
       
El Gobierno de Venezuela estima que 22 jefes de Estado y de Gobierno y 54 delegaciones de alto nivel asistirán mañana al funeral de Chávez, quien desde ayer permanece en la capilla ardiente instalada en la Academia Militar, en Caracas, visitada por miles de personas.