•   Caracas, Venezuela  |
  •  |
  •  |
  • AFP

Los mandatarios Raúl Castro, de Cuba, Dilma Rousseff, de Brasil, y Raúl Correa, de Ecuador, encabezaron la noche de este jueves un desfile de dignatarios que acudieron a rendir homenaje al presidente venezolano Hugo Chávez, cuyos restos permanecen en la capilla ardiente en la Academia Militar, según imágenes de la televisión oficial VTV.

Infografía

Vestido de riguroso traje oscuro, Raúl Castro entró al salón de la Academia Militar, en el suroeste de Caracas, acompañado del presidente encargado de Venezuela, Nicolás Maduro, y de inmediato saludó a la hija mayor de Chávez, Rosa Virginia, y a la madre del mandatario fallecido, Elena, quien lo recibió en llanto.

Chávez, considerado el hijo político del líder Fidel Castro, es el principal aliado político y socio comercial del gobierno cubano.

Rousseff y Lula frente al féretro

Más tarde, llegaron Rousseff y el expresidente brasileño Luiz Inacio Lula da Silva, que también entraron acompañados por Maduro.

Correa les siguió y se fundió igualmente en un abrazo con la madre de Chávez, el resto de familiares y los mandatarios presentes.

El presidente de Uruguay, José Mujica, y su esposa Lucía Topolansky, también se encontraban en el interior de esta sala, a la que fueron trasladados el miércoles los restos de Chávez desde el Hospital Militar de Caracas, donde falleció.

Al menos una treintena de jefes de Estado, asistirán este viernes a partir de las 15H30 GMT al funeral de Estado en honor de Chávez, cuyos restos permanecerán siete días más en la capilla ardiente.

Según el ejecutivo, más de dos millones de personas se desplazaron para despedirse del mandatario y decenas de miles de ciudadanos avanzaban lentamente este jueves en dos filas paralelas de más de cuatro kilómetros para acceder a la capilla, en las que hubo pequeñas avalanchas y desmayos causados por el sol inclemente de la capital venezolana.

Infografía

Hugo Chávez falleció este martes a los 58 años tras batallar durante 20 meses contra un cáncer.

Honores en cada país

Prácticamente todos los presidentes latinoamericanos asistirán el viernes en Caracas al funeral de Estado del presidente venezolano Hugo Chávez, fallecido el martes a los 58 años.

Ningún jefe de gobierno o Estado de la Unión Europea (UE) anunció hasta ahora su asistencia pero sí lo hizo uno de sus aliados con quien compartió rivalidad con Estados Unidos, el iraní Mahmud Ahmadinejad.

El canciller Elías Jaua informó este jueves que al menos 33 jefes de Estado y de gobierno se disponen a asistir a las ceremonias, aunque no los detalló.

A continuación la gran mayoría de los que han confirmado públicamente su presencia:

ARGENTINA: El canciller Héctor Timerman. Argentina decretó tres días de duelo oficial.

BIELORRUSIA: El presidente Alexander Lukashenko, tres días de duelo.

BRASIL: La presidenta Dilma Rousseff, tres días de duelo.

BOLIVIA: El presidente Evo Morales, siete días de duelo.

CHILE: El presidente Sebastián Piñera, tres días de duelo.

COLOMBIA: El presidente Juan Manuel Santos.

COSTA RICA: La presidenta Laura Chinchilla.

CUBA: El presidente Raúl Castro, tres días de duelo.

HONDURAS: El presidente Porfirio Lobo.

ECUADOR: El presidente Rafael Correa, tres días de duelo.

EL SALVADOR: El presidente Mauricio Funes, un día de duelo.

ESPAÑA: El heredero de la Corona española, el príncipe Felipe.

FRANCIA: El ministro francés de Ultramar, Victorin Lurel.

GUATEMALA: El presidente Otto Pérez.

HAITÍ: El presidente Michel Martelly, tres días de duelo.

IRÁN: El presidente Mahmud Ahmadinejad, un día de duelo.

MÉXICO: El presidente Enrique Peña Nieto.

NICARAGUA: El presidente Daniel Ortega, siete días de duelo.

PANAMÁ: El presidente Ricardo Martinelli.

PERÚ: El presidente Ollanta Humala, tres días de duelo.

REPÚBLICA DOMINICANA: El presidente Danilo Medina, tres días de duelo.

URUGUAY: El presidente José Mujica, tres días de duelo.

La presidenta argentina, Cristina Kirchner, arribó el miércoles a Venezuela y le rindió honores a Chávez en el salón de la Academia Militar de Caracas a donde fueron llevados los restos mortales del mandatario, pero abandonó el país este jueves, dijo Jaua. En su lugar, quedó el canciller Héctor Timerman.