•   Seúl, Corea del Sur  |
  •  |
  •  |
  • EFE

Corea del Norte criticó hoy las sanciones recién aprobadas por la ONU en respuesta a su test nuclear de febrero, en un momento de elevada tensión en la península coreana después de que Pyongyang prometiera cancelar el alto el fuego con Seúl.
       
Un portavoz no identificado de la cancillería norcoreana denunció en una nota de la agencia KCNA las sanciones y las calificó como una "clara prueba" de que la ONU está "pervertida" por Estados Unidos, cuyo objetivo es derrocar al régimen comunista "mediante el desarme y la asfixia económica".
       
"La República Popular de Corea (nombre oficial de Corea del Norte) vehementemente  denuncia y rechaza totalmente la resolución" dijo en el comunicado de la agencia el portavoz, que calificó las sanciones como "un producto de la política hostil de EU" hacia su país.
       
El pasado jueves el Consejo de Seguridad de la Organización de Naciones Unidas, ONU, aprobó de manera unánime la resolución 2094, que endurece las sanciones que ya afrontaban las autoridades de Corea del Norte por su programa nuclear y establece nuevas restricciones, especialmente de carácter financiero.
       
La resolución castiga la detonación nuclear subterránea, la tercera de Corea del Norte tras las de 2006 y 2009, del 12 de febrero, que vino precedida por el lanzamiento en diciembre de un satélite mediante un proyectil de largo alcance, algo que la comunidad internacional consideró una prueba encubierta de misiles.
       
El portavoz de Exteriores advirtió de que la resolución solo conllevará para Corea del Norte "el fortalecimiento cuantitativo y cualitativo de su capacidad de disuasión nuclear".
       
También prometió "contramedidas más fuertes en lo sucesivo y una gran guerra para la reunificación nacional".
       
Ante las nuevas sanciones Corea del Norte anunció esta semana que "anulará el lunes 11 todos los acuerdos de no agresión alcanzados entre el Norte y el Sur" tras la Guerra de Corea (1950-1953), acción que eleva un peldaño la beligerante dialéctica del régimen y la tensión en la región.