•  |
  •  |
  • AFP

El jefe de la Policía Civil del norteño estado brasileño de Pará, Raimundo Benassuly, tuvo que dejar el cargo tras el escándalo de una adolescente de 15 años que pasó un mes en una celda con 34 hombres, donde fue obligada a mantener relaciones sexuales a cambio de comida.

La continuidad en el cargo del jefe policial quedó totalmente en entredicho cuando éste, ante una comisión del Congreso, intentó exentar a la policía de culpa y afirmó que la culpable era la joven por no informar que era menor.

"Esa muchacha tiene con seguridad algún problema, alguna debilidad mental; ella en ningún momento declaró su minoría de edad", había dicho el jefe policial.

La gobernadora de Pará, Ana Julia Carepa, del oficialista Partido de los Trabajadores (izquierda), Ana Julia Carepa, aceptó la renuncia y aseguró que su permanencia era "insostenible", según un comunicado de esa gobernación.

La gobernadora ordenó el inmediato cierre y demolición del área de celdas de la comisaría de la ciudad de Abaetetuba, donde la menor fue detenida.

La joven L., como es conocida en Brasil, fue liberada la pasada semana, tras una llamada anónima y después de pasar un mes en una celda con 34 hombres. "Fue violada innumerables veces, obligada a mantener relaciones sexuales a cambio de comida", denunció la representante de la Orden de Abogados de Brasil, Miere Cohen.

La policía supo y permitió que la joven, bajo sospecha de robo, pasara todo ese tiempo en la celda. "Ninguna medida fue tomada (para liberarla); ni por la juez (que mantuvo la detención) ni por la fiscalía", denunció la presidenta de la asociación regional de comisarios de policía, Maria Picanço.

"Existen testimonios de presos que afirmaron que la Fiscalía sabía que había una mujer detenida en la celda junto a hombres", dijo la comisaria de ese estado, Daniele Bentes, según una nota informativa de la gobernación.

Diez miembros de la familia de la menor, ésta incluida, están bajo protección del gobierno y fueron sacados de la ciudad porque sufrieron amenazas.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus