•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • AFP

El presidente uruguayo, José Mujica, definió al exmandatario argentino Néstor Kirchner como “difícil” y “bastante baboso (artero)”, en una entrevista difundida el sábado por un medio local, realizada pocos días antes de una polémica entre ambos países por polémicos dichos del mandatario sobre su par argentina, Cristina Kirchner.

“(Néstor) Kirchner era difícil”, señaló Mujica en uno de los tramos de una extensa entrevista que brindó el 18 de marzo a “Lento”, una revista mensual que lanzó el matutino local La Diaria este sábado.

El jueves, Mujica dijo sobre su par argentina: “Esta vieja es peor que el ‘tuerto’”, en referencia a su esposo, el fallecido Kirchner, dichos que la Cancillería argentina calificó de denigrantes.

Mujica formuló estas declaraciones al inicio de una conferencia de prensa en Florida (centro sur) creyendo que los micrófonos estaban apagados, al comentar las relaciones con los gobiernos vecinos de Argentina y Brasil.

Una hora después de la difusión de la polémica frase, Mujica aseguró a la edición en internet del diario La República que “estaba hablando de (el expresidente brasileño) Lula y de Brasil”.

“Yo no les voy a dar pelota ni voy a recorrer el mundo aclarando nada. Que inventen los bolazos (disparates) que quieran”, añadió.

En la entrevista difundida el sábado, Mujica reconoció que “uno de los aciertos del tipo (Néstor Kirchner) fue la pelota que le dio a la gente más joven, el aparato que le ayudó a construir”.

Venezuela

Por otro lado, para Mujica “va a haber un largo chavismo sin (el fallecido presidente venezolano Hugo) Chávez. Tiene alguna reminiscencia con el peronismo --fracción política a la que pertenece la mandataria Argentina-- ya que “es un fenómeno emotivo muy fuerte”.

Distante relación

El pasado jueves, Mujica había incluido en sus polémicas declaraciones: “El ‘tuerto’ (Néstor Kirchner) era más político, esta (Cristina Kirchner) es terca”.

En los últimos años, las restricciones a las importaciones impuestas por las autoridades argentinas, sumadas a las trabas que implementó Buenos Aires para la salida de dólares del país --que perjudicaron al turismo uruguayo-- y las diferencias por el dragado de un canal binacional, frenaron los avances en políticas comunes y mantienen distante la relación.

Más allá de los últimos desencuentros, la llegada de Mujica al Gobierno en marzo de 2010 significó un avance en el vínculo entre Argentina y Uruguay, que durante el Gobierno de Vásquez vivió momentos álgidos.

 

Vecinos

José Mujica, un exguerrillero de 77 años conocido por su austeridad y su forma coloquial de hablar, consideró que “a Uruguay le conviene estar bien" con Argentina y Brasil.

aproximado