•   Caracas, Venezuela  |
  •  |
  •  |
  • AFP

El candidato presidencial de la oposición venezolana, Henrique Capriles, dijo este domingo luego de sufragar en el este de Caracas que quiere que Venezuela "tenga verdadera democracia", a la vez que aseguró que los "abusos" del gobierno se vencen en las urnas.

"Lo que queremos es que este país tenga verdadera democracia, una democracia para todos, un país donde todos podamos ejercer nuestro derecho sin que exista ninguna posibilidad de ninguna represalia", dijo Capriles, denunciando presiones del gobierno -a través de mensajes de texto a celulares- para que empleados públicos y otros ciudadanos voten por el presidente encargado y candidato oficialista, Nicolás Maduro.

"Los atropellos tienen que ser puestos en evidencia para que el mundo conozca (...) ¿nosotros podemos derrotar el abuso y todo lo demás? Lo hemos dicho muchas veces, los abusos se derrotan participando, siendo protagonistas, saliendo a votar", aseguró el opositor, que se apartó de su cargo como gobernador del estado Miranda (norte) para postularse a la presidencia.

Capriles, que perdió por 11 puntos ante el fallecido Hugo Chávez en las presidenciales de octubre, acudió a votar con una chaqueta blanca y vinotinto de la selección venezolana de fútbol, que se quitó mientras declaraba a la prensa arrancando los gritos de algunas seguidoras. Antes de votar, besó una estatua de la Virgen.

"La campaña terminó, y nosotros fuimos respetuosos, el jueves a las doce de la noche, mas no así para el oficialismo (...), pero todo eso, toda esa frustración, toda esa rabia por el uso de los recursos públicos de los venezolanos, todo eso se vence con votos", insistió el opositor.

"Hoy gana Venezuela, no tengan ninguna duda que hoy gana Venezuela", dijo pidiendo a sus seguidores a protagonizar "una avalancha" de votantes esta tarde y asegurando que aún cuando el Consejo Nacional Electoral no "cumple con su rol" cree en que se respetará la voluntad popular.

Capriles lució sus "zapatos de la suerte" -que también había llevado en octubre-, que mostró poco antes de llegar a su centro de votación con una foto en la red social Twitter.

Maduro vota y asegura que se están rompiendo récords de participación

El presidente encargado de Venezuela y candidato presidencial chavista, Nicolás Maduro, anunció al emitir hoy su voto que "se están rompiendo récords de participación" y ya han votado más de 11,5 de los 18,9 millones de personas convocadas.

"Hoy estamos aquí, las noticias son muy buenas, ustedes saben, se están rompiendo récords de participación en todo el país", indicó Maduro a los periodistas tras haber votado en un colegio del oeste de Caracas.

Maduro, vestido con camisa azul y camiseta roja y acompañado por la familia del fallecido presidente Hugo Chávez, aseguró a las 14.30 horas (19.00 GMT) que la participación está "muy por encima de los niveles históricos" y reiteró su llamado a votar "para fortalecer la democracia venezolana".

El candidato de la oposición, Henrique Capriles, y su equipo de campaña habían subrayado previamente que las cifras dadas por el chavismo para indicar que está habiendo un alta participación son de su "propia inspiración".

"Por ahí algunos que siempre tratan (...) de molestar, ahí el jefe de campaña del otro partido (Jorge Rodríguez) estaba hace un rato dando numeros (...) eso es para molestar", afirmó Capriles.

Maduro indicó que atacar al Consejo Nacional Electoral (CNE) es "algo desleal y bajo" sobre todo cuando es "para justificarse", en alusión a Capriles, quien hoy volvió a criticar el papel del árbitro electoral.

Al ser preguntado si estaría dispuesto a acercarse a la oposición en caso de ganar, Maduro señaló que el diálogo con los adversarios del Gobierno siempre ha existido y que él está a favor de que continúe existiendo.

El candidato chavista dijo que sintió "una gran emoción todo el día" y también una "gran paz general".

"La historia continúa, la historia es la garantía, quedan muchas cosas por hacer", agregó, afirmando que Chávez "quiso vivir" y "hasta el último segundo creyó que iba a vivir".

Sostuvo que Chavez dejó muchas tareas pendientes y también un legado y "sueños pendientes"

"Estamos en una batalla de la democracia, de la alegría, de la vida", sentenció al inicio de su intervención que hizo ante varios acompañantes, entre ellos, el periodista hispano-francés Ignacio Ramonet y la exsenadora colombiana Piedad Córdoba, que ya estuvieron en las elecciones del 7 de octubre pasado, en la que Chávez logró su tercera reeleccipn consecutiva.