elnuevodiario.com.ni
  •   Nueva York, Estados Unidos  |
  •  |
  •  |
  • AFP

El expresidente guatemalteco Alfonso Portillo (2000-2004) se encuentra alojado en un correccional en Nueva York y comparecerá ante la justicia federal estadounidense el próximo martes, tras ser extraditado el viernes desde Ciudad de Guatemala.

Portillo, de 61 años, enfrenta cargos por lavado de dinero en Estados Unidos y se ha convertido en el primer exgobernante latinoamericano en ser entregado a la justicia de ese país.

Según el consulado de Guatemala en Nueva York, tras su llegada, Portillo fue trasladado a un hospital de la ciudad, donde se le practicó un control médico de rutina y luego fue transferido al Centro Correccional Metropolitano, situado en el sur de Manhattan y donde se encuentran detenidos a la espera de ser juzgados.

Se espera que el expresidente sea presentado ante un juez el próximo martes, de acuerdo con un comunicado emitido el sábado por la cancillería guatemalteca.

Desde la fiscalía federal del distrito sur de Manhattan no se confirmó esta información.

El cónsul Oscar Padilla visitó la víspera el correccional donde está ingresado Portillo, pero no pudo entrevistarse con el ex mandatario por razones no precisadas, por lo que tenía previsto volver este domingo.

Ante la prensa, Portillo calificó su extradición como un "secuestro" y acusó al gobierno del presidente Otto Pérez de "violar la ley", pues, según dijo, aún tenía recursos pendientes en los juzgados guatemaltecos.

Portillo denunció además que era extraditado a pesar de sufrir varios problemas de salud, entre ellos un arritmia cardíaca.

En Estados Unidos se lo acusa del delito de conspiración para lavar 70 millones de dólares en bancos norteamericanos durante su gestión, entre los que destacan 1,5 millones de dólares donados por Taiwán para proyectos para la niñez, según la fiscalía.

El delito es castigado con una pena máxima de 20 años de prisión, según la legislación estadounidense.

El ex presidente había presentado varios recursos para evitar su extradición, aprobada en noviembre de 2011 por el expresidente Álvaro Colom (2008-2012).

Había sido capturado cuando intentaba abandonar el país de forma ilegal -rumbo a Belice- el 26 de enero de 2010, un día después de emitida la petición de extradición por una corte de Nueva York.

Portillo había sido absuelto en 2011 en tribunales guatemaltecos por el supuesto desfalco de unos 15 millones de dólares en el ministerio de la Defensa en 2001, pero no recobró su liberad debido a la petición estadounidense.