elnuevodiario.com.ni
  •   Tegucigalpa, Honduras  |
  •  |
  •  |
  • ACAN-EFE

Los especialistas detectan cada semana al menos tres nuevos casos de cáncer de pulmón en Honduras, donde mueren anualmente alrededor de 8,000 personas por enfermedades relacionadas con el tabaquismo, informó hoy una fuente médica.

El director del Instituto Nacional Cardiopulmonar de Tegucigalpa, René Cubas, declaró a Acan-Efe con motivo del Día Mundial sin Tabaco, que al menos doce hondureños son diagnosticados al mes con cáncer de pulmón, cuatro de los cuales son mujeres.

"Cada semana se están diagnosticando tres nuevos casos de cáncer de pulmón, es decir doce casos al mes", indicó Cubas, quien señaló que el 90% de éstos pacientes han sido fumadores.

De los 8.3 millones de habitantes que tiene Honduras, el 40% son fumadores, que consumen al año alrededor de 6.000 millones de cigarrillos, según cifras oficiales.

Cubas lamentó que un grupo "considerable" de las personas que son diagnosticadas con cáncer de pulmón continúa fumando tras su diagnóstico.

Además, señaló que el 60% de los consumidores de tabaco perderán alrededor de 10 años de esperanzas de vida y el 40% padecerá algún tipo de invalidez, tratamientos muy largos e ingresos hospitalarios constantes.

Cubas ha recordado que el tabaco es el responsable directo de numerosas enfermedades, entre las cuales citó, además, del cáncer de pulmón, bronquitis crónica, hipertensión arterial, fibrosis pulmonar, diabetes y cardiopatías.

El Estado de Honduras, de acuerdo a cifras oficiales, destina cada año alrededor de 250 millones de lempiras (unos 12.3 millones de dólares) en la atención de enfermedades relacionadas al consumo y exposición del tabaco.

Desde 2011 en Honduras está vigente la Ley Especial de Control del Tabaco, la cual prohíbe fumar en establecimientos públicos y en espacios abiertos a menos de quince metros de donde concurran o circulen personas.

La ley también castiga la venta de cigarrillos a menores de 21 años y en sitios como tiendas libres de impuestos.

Por su parte, cientos de estudiantes de escuelas y colegios conmemoraron el Día Mundial sin Tabaco con una manifestación en Tegucigalpa para exigir espacios libres del humo de cigarro.

"Estamos pidiendo respeto para los que no fumamos, el humo del cigarro nos afecta a toda la población, pero particularmente a los niños, personas adultas mayores y mujeres embarazadas", dijo a los periodistas Ana Girón, durante la marcha.