elnuevodiario.com.ni
  •   Caracas  |
  •  |
  •  |
  • EFE

El secretario general de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur), el venezolano Alí Rodríguez, cree que Venezuela “tiene que estar muy alerta” ante el acercamiento de Colombia a la OTAN, una situación que, según dijo, parece “inocente” pero debe servir de “señal de alarma”.

“Venezuela tiene que estar muy alerta con estas cosas que parecen, insisto una vez más, inocentes, pero que para cualquiera medianamente advertido debe servirle de señal de alarma”, expresó Rodríguez al canal interestatal Telesur.

El Gobierno colombiano anunció el pasado sábado que este mes suscribiría un acuerdo de cooperación con la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN), con miras a ingresar a esa organización multinacional.

El ministro de Defensa colombiano, Juan Carlos Pinzón, aclaró ayer que Colombia no está interesada en ser miembro de la OTAN, sino convertirse en un “socio en materia de cooperación” de ese organismo.

“En cierta forma la declaración del ministro de la Defensa de Colombia niega la intención de incorporarse a la OTAN (...) habrá que ver entonces qué grado de cooperación es el que están planteando, (...), será ese grado de cooperación el que determine qué actitud asumir frente al vínculo”, señaló Rodríguez.

El secretario general de la Unasur dijo que la OTAN “es un instrumento de recolonización” que ha “invadido y destruido” países como Yugoslavia, Irak y Libia, que son zonas ricas en recursos naturales, y que por ello podría “busca alianzas estrechas en el vecindario de Venezuela”.

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, acusó ayer a su colega colombiano, Juan Manuel Santos, de adoptar un giro negativo hacia la región con su idea “aberrante” de ingresar en la OTAN y pidió que el Consejo de Defensa de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur) se reúna para tratar el tema.

“Es perfectamente lógico la reacción que ha ocurrido por la parte venezolana y pues habrá que despejar los nubarrones que esto ha creado”, sentenció Rodríguez.

Con relación a la petición de una reunión de Unasur sobre el tema, indicó que “una vez que un jefe de Estado hace tal solicitud a la Secretaría General, esta se dirige a la presidencia pro-témpore (que ejerce Perú) para que se circule la propuesta y se tome la decisión correspondiente”.

Añadió que la OTAN debe seguir “su camino de violencia” y la Unasur seguirá el “camino de paz”.