AFP
  •  |
  •  |

Costa Rica negó refugio a una ciudadana estadounidense acusada del secuestro de su propia hija y requerida en extradición para ser juzgada por este delito en el estado de California, informó la Dirección General de Migración.

El refugio fue negado a Nicole Katter por el director de Migración, Mario Zamora, apenas dos meses después de que en circunstancias muy similares, las autoridades le otorgaron asilo a la también estadounidense Chere Lyn Tomayco, lo que produjo un roce diplomático con Estados Unidos.

Katter es acusada en ese país de traer de manera ilegal a Costa Rica a su hija Tierra Zion Gehl, cuya custodia era disputada ante un tribunal del condado de Humboldt, en California.

La mujer se encuentra detenida desde abril pasado en el centro penal para mujeres El Buen Pastor, en un barrio al sur de San José, a la espera de que se resuelva la solicitud de extradición.

Un tribunal había negado la extradición de Katter, por considerar que su salida de Estados Unidos fue forzada por la violencia familiar de la que supuestamente era víctima, pero la sentencia está en apelación ante una corte superior.

La violencia doméstica fue precisamente el argumento utilizado por las autoridades costarricenses para otorgar el asilo a Tomayco, quien había llegado a Costa Rica con sus dos hijas menores en medio de una disputa judicial por su custodia.

En el caso de Tomayco, el otorgamiento de refugio -que automáticamente puso fin al proceso de extradición- provocó una declaración de la embajada estadounidense, que expresó su "decepción" y "preocupación" por el precedente que puede sentar este caso.