•  |
  •  |
  • END

Los precios del petróleo cayeron ayer por debajo de los 90 dólares, su menor nivel en ocho meses, por el temor de que la crisis financiera afecte la demanda mundial de energía, dijeron varios analistas.

Los precios han caído un 40 por ciento desde los 147 dólares por barril alcanzados en julio, un récord histórico.

En el New York Mercantile Exchange (Nymex), el barril de West Texas Intermediate (designación del crudo liviano negociado en Estados Unidos) para entrega en noviembre terminó a 87.81 dólares, en baja de 6.07 dólares en relación al viernes, luego de caer en sesión hasta 87.56 dólares, un nivel no registrado desde comienzos de febrero.

“El razonamiento es simple para los inversores: una contracción de la economía significa una descenso de la demanda y en consecuencia de los precios”, explicó John Kilduff, de MF Global.

La extensión a Europa de la crisis financiera originada en Estados Unidos refuerza la perspectiva de una desaceleración durable de la economía mundial, incluso de una recesión, y limita las proyecciones de la demanda energética.

“Las caídas se deben a la inquietud por el crecimiento de la economía mundial”, explicó Damien Cox, analista de la consultora petrolera londinense, John Hall Associates.

“Hay mucha inquietud por el impacto que tendrá la desaceleración en la demanda en Estados Unidos, Europa y en todas partes”, agregó.

Desde que alcanzasen en meses pasados records sorprendentemente elevados, los precios del petróleo sufrieron una brusca caída debido al temor de que la demanda se ralentice (desacelere) durante la actual crisis financiera global.

“Las actuales tensiones en el sector financiero y las crecientes preocupaciones sobre su impacto en la economía real se están reflejando en una caída de los precios del crudo”, señaló Nick Matthews, analista de Barclays Capital, en Londres.

En Londres, el barril de Brent del mar del Norte con la misma entrega cayó 6.57 dólares, terminando en 83.68 dólares, luego de llegar a 83.36 dólares en sesión.

Crisis afectará demanda de energía
“El petróleo registró un período de alza de la demanda sin precedentes, que comenzó en Estados Unidos y se extendió a China y al resto del mundo”, subrayó Phil Flynn, de Alaron Trading.

“El debilitamiento del crecimiento de la demanda comenzó en Estados Unidos y tomará el mismo camino”, agregó.

Según las estadísticas del Departamento de Energía estadounidense, el consumo de productos petroleros del país cayó 7.1 por ciento en las últimas cuatro semanas en relación al mismo período del año pasado, a 19 millones de barriles diarios.

“El contagio está en marcha. China no importará gasolina en octubre, por segundo mes consecutivo”, recordó Kilduff.

China es considerada, junto a los grandes países emergentes, como el motor de la demanda actual de crudo. El mercado del petróleo también sigue atentamente los acontecimientos en Nigeria, uno de los principales exportadores mundiales de crudo.

Los rebeldes, quienes recientemente declararon una “guerra del crudo” en la región nigeriana del Delta, liberaron el domingo a los 19 rehenes locales en su poder, pero mantuvieron secuestrados a dos británicos y un ucraniano “por razones de seguridad”.