•  |
  •  |
  • EFE

El "sí" a la reforma constitucional aventaja al "no", según las primeras proyecciones de los votos de tres encuestadoras venezolanas, mientras en los colegios electorales ya comenzó el escrutinio de los sufragios emitidos hoy por los venezolanos.

Las encuestas a boca de urna, que reflejan la victoria del "sí", fueron realizadas y difundidas por PLM Consultores, Datanálisis y el Instituto Venezolano de Análisis de Datos (IVAD), aunque la ley prohíbe la publicación de sondeos en Venezuela antes de los resultados oficiales que dará el Consejo Nacional Electoral (CNE).

PLM Consultores da un 54 por ciento al "sí" y un 46 al "no"; Datanálisis un 56 por ciento al "sí" y un 44 al "no", y el Instituto Venezolano de Análisis de Datos un 53 por ciento al "sí" y un 47 al "no" a los cambios a la Carta Magna promovidos por el presidente Hugo Chávez.

En tanto, los representantes de los colegios electorales ya comenzaron el escrutinio de los votos emitidos por los venezolanos en el referendo sobre la reforma constitucional y se espera que en pocas horas empiecen a fluir los primeros resultados oficiales.

El ministro de Defensa, general Gustavo Rangel, informó del inicio del escrutinio tras el cierre oficial de los centros de voto que, por ley, es a las 16.00 hora local (20.00 GMT), aunque algunos permanecieron abiertos más tiempo ante la presencia de electores dispuestos a sufragar.

"Esperamos que la misma tranquilidad con la que ha transcurrido el proceso de votación se haga extensible a la auditoría", dijo Rangel a la prensa.

Poco después de haber dado como inaugurado el proceso de conteo de los votos se alzó la primera voz del Gobierno promotor de la reforma, la del ministro de Información, William Lara, para señalar que la oposición conoce el resultado del referendo.

En declaraciones al canal privado Venevisión, Lara pidió que los líderes opositores, que rechazan los cambios a la Carta Magna de 1999, reconozcan el resultado para honrar la palabra que ayer empeñaron ante las autoridades electorales.

El ministro señaló que no dará datos sobre la consulta antes de que lo haga el Comisión Nacional Electoral, pero insistió en que "es la hora de que los dirigentes de la oposición demuestren su grandeza democrática", reconociendo la voluntad recogida en las urnas.

De inmediato, el dirigente opositor Gerardo Blyde le contestó a Lara, quien pidió al Gobierno venezolano que no pierda la calma ante los datos oficiosos que se manejan sobre el referendo y que no trate de anticipar resultados veladamente.

"Ellos también conocen los resultados y el Gobierno está obligado a mantener la calma. Hay que esperar. Lo mejor es no precipitarse: calma por allá y calma por aquí", declaró Blyde a la prensa.

En tanto, la presidenta del Consejo Nacional Electoral (CNE), Tibisay Lucena, felicitó a "todas las personas y organizaciones que han hecho posible el éxito de esta consulta por la lección de paz, democracia, tranquilidad y civismo dada al mundo".

Lucena recordó que el primer boletín con resultados oficiales se emitirá unas tres horas después de que haya cerrado el último centro de votación.

Reiteró está prohibido difundir resultados en base a sondeos a boca de urna u otros mecanismos, así como las manifestaciones en apoyo a cualquiera de las dos opciones en juego, antes de la proclamación oficial.

Los venezolanos acudieron hoy, en una jornada de tranquilidad, a las urnas para decidir sobre la propuesta gubernamental de promulgar una Constitución de corte socialista que, según el presidente Hugo Chávez, dará "más poder al pueblo" y permitirá acelerar el rumbo hacia el "socialismo del siglo XXI".

La oposición política, las cúpulas empresarial y comercial, y el Episcopado rechazan la reforma por "antidemocrática", ya que otorga poderes "imperiales" a Chávez y lo "eterniza" en el poder.

La jornada se desarrolló sin contratiempos, según las fuentes oficiales, que informaron, no obstante, de unas 45 detenciones en el país, 35 de ellas por delitos electorales, como llevarse material de votación, mientras medios informativos se hicieron eco de algunos incidentes aislados.

A las 18.00 hora local (22.00 GMT) no se habían dado a conocer datos de participación que, al final de la mañana, había sido calificada de "regular a buena" por el canciller venezolano, Nicolás Maduro.

Desde el Gobierno y la oposición se exhortó durante toda la jornada a los venezolanos a expresar en las urnas si se quiere o rechaza el proyecto que Chávez propuso el pasado mes de agosto y que dio lugar a una dura campaña electoral.

Tras votar hoy en un barrio del oeste caraqueño, Chávez invitó a todos los ciudadanos a cumplir con ese derecho y afirmó que se respetará el resultado "sea cual fuere".

Acompañado de sus hijos y nietos, el jefe del Estado venezolano dijo que "aquí se cumplirá la decisión popular", antes de añadir que confía "en que la otra parte acepte los resultados", en alusión a las denuncias que él mismo hizo respecto a una supuesta intención de sectores opositores de desconocer los resultados, de ganar el "sí".

Chávez, que ha venido denunciando también una presunta conspiración para causar el caos en la noche electoral, ha convocado una rueda de prensa a última hora de la tarde hoy.

Últimos Comentarios
blog comments powered by Disqus