•   VIENA  |
  •  |
  •  |
  • AP

Corea del Norte levantó el lunes la prohibición de que inspectores de las Naciones Unidas visiten una planta nuclear en Corea del Norte y anunció que reanudará el desmantelamiento de las instalaciones en unos cuantos días, informó la Agencia Internacional de Energía Atómica.

La decisión fue divulgada en un documento de la AIEA entregado a los 35 países integrantes de su junta directiva, y una de cuyas copias fue obtenida por The Associated Press.

Fue la indicación más fuerte hasta el momento de que Pyongyang está dispuesto a acatar su acuerdo con Estados Unidos, Rusia, China, Corea del Sur y Japón por el cual desmantelará su programa nuclear a cambio de concesiones políticas y de ayuda en materia de energía.

Los inspectores de la AIEA "fueron informados hoy que a partir del 14 de octubre de 2008, serán reanudadas las labores de descarga del núcleo" del reactor de Yongbyon, dijo el documento. También informó que se permitirá a la AIEA reanudar sus labores de inspección en instalaciones atómicas de Corea del Norte.

Yongbyon, situado a 100 kilómetros (60 millas) al norte de Pyongyang, tiene tres instalaciones principales: un reactor de cinco megavatios de potencia, una planta de reprocesamiento de uranio, y un completo para la fabricación de combustible.

Hasta fines de la semana pasada, Corea del Norte había amenazado con reactivar la planta de reprocesamiento de plutonio de Yongbyon. Desistió de sus amenazas luego que Estados Unidos decidió sacar a Pyongyang de la lista de gobiernos que patrocinan el terrorismo.

Por otra parte, en Seúl, Kim Ho-nyeon, vocero del Ministerio de Unificación de Corea del Sur, informó que Corea del Sur analiza la posibilidad de "ajustar" varios proyectos con su vecino, entre ellos el envío de ayuda alimenticia a Corea del Norte.

Posteriormente, la oficina de Kim explicó que Corea del Sur ha intentado expandir sus proyectos económicos y su asistencia humanitaria a su vecino del Norte, junto con el avance en las negociaciones de desarme nuclear.

"Esperamos que el haber sacado (a Corea del Norte) de la lista, tendrá un efecto positivo en la mejora de los vínculos entre ambas Coreas", señaló Kim.