•   Washington, EEUU  |
  •  |
  •  |
  • AP

El candidato republicano John McCain tuvo su mejor desempeño en un debate, pero el demócrata Barack Obama rechazó con toda tranquilidad los ataques enérgicos de su rival a tres semanas de las elecciones que decidirán cuál de los dos será el presidente de Estados Unidos.

El debate del miércoles por la noche tuvo lugar en momentos en que se suceden los desastres económicos y los votantes manifiestan creciente ansiedad. Las encuestas señalan a Obama por amplio margen como el candidato más apto de los dos para manejar la crisis, que muchos atribuyen a la impopular presidencia de George W. Bush, correligionario republicano de McCain.

Los televidentes que vieron el debate de hora y media en la Universidad de Hofstra dieron la victoria a Obama por gran diferencia en las consultas instantáneas. Las encuestas también vieron ganar a Obama en los dos debates anteriores.

El senador por Illinois se mostró cada vez más optimista sobre sus probabilidades de conquista de la Casa Blanca en un acto de recaudación de fondos en Nueva York el jueves por la mañana. Los comicios son el 4 de noviembre.

"Ahora nos quedan 19 días", dijo Obama. "Estamos a 19 días no del final sino del comienzo. La cantidad de trabajo que le va a tocar al próximo presidente será extraordinaria".

Pero, advirtió, si alguien da por descontado el triunfo, "les recuerdo dos palabras: Nueva Hampshire".

"Ya he estado antes en esa posición en que éramos favoritos y la prensa se deja llevar y terminamos vencidos", agregó. Obama ganó las asambleas de Iowa, pero perdió ante su entonces rival Hillary Rodham Clinton en la primaria de Nueva Hampshire.

McCain, por su parte, retomó su argumento de que Obama no tiene experiencia para gobernar. Su campaña y el Comité Nacional Republicano difundieron avisos que hicieron hincapié en la experiencia y en el buen juicio.