elnuevodiario.com.ni
  •   Bruselas, Bélgica  |
  •  |
  •  |
  • EFE

La Comisión Europea (CE) calificó hoy de "inaceptable" afirmar que la UE no ha hecho nada o no lo suficiente para evitar tragedias con inmigrantes indocumentados como la de Lampedusa, y subrayó que las responsabilidades están claramente definidas y también toca a los Estados miembros hacer más esfuerzos.

"Hemos mejorado muchas cosas, pero ¿puede hacerse más?", se preguntó el portavoz comunitario de Interior, Michele Cercone, en la rueda de prensa diaria de la institución.

"Sí, por supuesto", recalcó, pero para ello "los Estados miembros tienen que contarnos sus prioridades, sus necesidades y sus problemas" con la llegada de inmigrantes indocumentados, refugiados y solicitantes de asilo, señaló.

Fuentes comunitarias calificaron por ello de "inaceptable" que se diga que la UE no ha hecho nada o no lo suficiente para evitar tragedias como la ocurrida en la isla italiana de Lampedusa, donde murieron al menos 111 inmigrantes por el naufragio de una barcaza.

"No podemos imponer cosas desde Bruselas con respecto a operaciones de la Agencia de Control de Fronteras Exteriores (Frontex) o expertos en oficinas de asilo, necesitamos las consideraciones de los Estados miembros", enfatizó Cercone.

Frontex, que cuenta con un presupuesto de unos 85 millones de euros, de los que 50 millones se destinan a misiones operativas, incluidas dos en Italia, ha salvado 16.000 vidas en el Mediterráneo en los últimos dos años, indicó.

"Cada vez que hemos recibido una solicitud de un Estado miembro la hemos autorizado", ya sea para Frontex o fondos de emergencia y los fondos europeos de refugiados, integración, fronteras y retorno, algo que también ha tenido lugar cuando Italia lo ha solicitado, agregó.

Según datos de la oficina comunitaria de estadística Eurostat, Italia no es el país con más presión de refugiados, señalaron por su parte fuentes comunitarias.

Los mayores países receptores son Alemania, Francia, Suecia, Reino Unido y Bélgica, que recibieron al 70 % de los demandantes de asilo en 2012, mientras que Italia viene algo después, con unos 17.000 solicitantes.

Para el portavoz, el problema es que tragedias como de Lampedusa ocurren "porque no podemos detectar la presencia de esas barcazas y no podemos dar asistencia a tiempo".

Admitió que "ha habido mucha frustración" en torno a estos problemas y la UE trabaja en el desarrollo de un instrumento específico para responder a los mismos y que, tras una fase de prueba, "parece que puede aportar un importante valor añadido".

No obstante, la CE no se hace ilusiones ingenuas, dado que "no es realista pensar que podemos evitar todas las tragedias en el Mediterráneo. Cada muerte es una de más, pero tenemos que ser muy prácticos a la hora de abordar esto", señaló Cercone.

El portavoz de Interior destacó además que el Ejecutivo comunitario "pide y ha pedido durante años a todos los países que aumenten su actividad de recolocación" de refugiados.

"Hemos coordinado aquí en la CE algunos programas de reasentamiento y hemos subrayado muchas veces que los esfuerzos de los Estados miembros son muy limitados y les hemos pedido a hacer más, pero para ello las responsabilidades están claramente definidas y eso solo puede hacerse sobre una base voluntaria, porque no hay nada a nivel comunitario que les pueda obligar a hacerlo", indicó.

Durante la reforma del sistema de asilo común y de su reglamento "Dublin II" fracasó el intento de procurar más solidaridad para aliviar la presión sobre los países que más inmigrantes indocumentados reciben: "Una mayoría en el Consejo estaba en contra", recordó Cercone.

Los ministros de Interior de la UE discutirán la respuesta a la tragedia en Lampedusa en una reunión en Luxemburgo en la que estará presente el titular español, Jorge Fernández Díaz.