AP
  •  |
  •  |
  • AP

Omar volvió el viernes a la categoría de huracán, al intensificarse en el Atlántico, aunque muy lejos de la costa, informó el Centro Nacional de Huracanes en Miami.

La tempestad llegó a ser un huracán de categoría 3, pero se debilitó a tormenta tropical el viernes por la mañana.

Omar azotó a las Islas Vírgenes Estadounidenses y provocó lluvias copiosas en Antigua, antes de adentrarse en el Atlántico, donde podría desvanecerse.

Sus vientos máximos aumentaron a 120 kilómetros por hora (75 mph) a las 2100 GMT del viernes, recuperando la categoría de huracán. Pero los meteorólogos consideran que la intensificación será fugaz.

El huracán se ubica unos 1.062 kilómetros (660 millas) al oriente de Bermudas. Los meteorólogos consideran que Omar se debilitará gradualmente mientras avanza en el mar.