•   Lisboa  |
  •  |
  •  |
  • AFP

Miles de portugueses se manifestaron este viernes ante el Parlamento para protestar contra los nuevos recortes en los gastos públicos previstos en el presupuesto de 2014, que iba a ser votado en primera lectura.

"Gobierno fuera de la ley", "El presupuesto es un robo" y "Basta de la troika" rezaban algunos mensajes de los manifestantes dirigidos contra el gobierno de coalición de centro derecha en el poder y contra la troika (UE-BCE-FMI) que representa a los acreedores de Portugal.

"Ya es hora de que se vaya el gobierno" gritaban los manifestantes, convocados por la CGTP, la principal confederación sindical portuguesa, cercana al Partido Comunista.

La CGTP considera que el presupuesto de 2014 "destruye el empleo, roba los salarios y las pensiones, recorta en salud, protección social y educación".

Con una mayoría confortable, se espera que los diputados de la coalición gubernamental aprueben el texto al término de un debate iniciado la víspera y que se prolongaba en la mañana de este viernes.

El proyecto de presupuesto, cuya versión final será votada el 26 de noviembre, prevé 3,900 millones de euros en recortes e ingresos adicionales, un 2.3% del PIB.

Según el gobierno, el presupuesto permitirá a Portugal concluir en junio de 2014, como previsto, el programa de austeridad y reformas concluido con la Unión Europea y el Fondo Monetario Internacional en mayo de 2011, a cambio de un préstamo de 78,000 millones de euros.

Los funcionarios públicos son los principales perdedores de este presupuesto, que prevé reducciones sensibles de sus salarios y pensiones. Los sindicatos de funcionarios han convocado una huelga para el próximo viernes.