•  |
  •  |

El rey de España, Juan Carlos I, expresó este jueves en la Cumbre Iberoamericana de San Salvador su más "firme condena y respulsa" por el atentado con coche bomba registrado en la Universidad de Navarra, en Pamplona (norte de España) que causó 17 heridos leves.

"Déjenme que empiece estas palabras expresando desde El Salvador mi más firme condena y repulsa frente a dicho acto terrorista, y manifestando todo mi afecto y mejores deseos de recuperación a los heridos", dijo el monarca ante la asamblea general de la XVIII Cumbre Iberoamericana que se reúne en la capital salvadoreña.

El coche bomba explotó en el aparcamiento de la Universidad de Navarra, sobre las 11H00 locales (10H00 GMT), una hora después de que un comunicante anónimo que dijo hablar en nombre de ETA avisara a la Asociación de Ayuda en Carretera (DYA) de Vitoria, en la provincia vasca de Alava, vecina de la región de Navarra, de la deflagración.

"Es evidente que quien puso la bomba no avisó y, o bien, sencillamente no avisó del todo intencionadamente o bien se equivocó", dijo el ministro del Interior español, Alfredo Pérez Rubalcaba en rueda de prensa. "Afortunadamente, no hay que lamentar víctimas mortales, no ha habido heridos graves", agregó.