•   Honduras  |
  •  |
  •  |
  • ACAN-EFE

La nueva Fuerza Interagencial de Seguridad Aeroportuaria (FISA) de Honduras asumió ayer el mando de los cuatro aeropuertos del país como medida para garantizar el resguardo de las instalaciones y la lucha contra el narcotráfico, informaron fuentes oficiales.

El portavoz de la Policía Nacional, Julián Hernández, dijo a periodistas que a partir de este miércoles la FISA ha asumido la administración de la seguridad de los aeropuertos Toncontín (Tegucigalpa), “Ramón Villeda Morales” (San Pedro Sula), Golosón (La Ceiba) y “Juan Manuel Gálvez” (Roatán).

La unidad especial “estará a cargo de las inspecciones, tanto entradas y salidas de las maletas, y de cualquier situación que se en sentido de seguridad”, explicó.

El presidente de Honduras, Juan Orlando Hernández, ordenó a inicios de este febrero crear la FISA para intervenir la seguridad de los aeropuertos del país, tras el decomiso en Panamá de casi US$7.2 millones a tres hondureños.

Suspenden a agentes

Por ese caso las autoridades hondureñas han suspendido a 25 agentes policiales, a dos antinarcóticos, y a cinco empleados de la sección de equipaje y de rayos X, del aeropuerto Toncontín, de donde salieron los tres detenidos en Panamá con el dinero oculto en ocho maletas con doble fondo.

La nueva fuerza está integrada por al menos 300 agentes de la Policía Nacional, de la Fuerza Armada y funcionarios de la Aeronáutica Civil y de Migración, indicó la Dirección Nacional de Investigación e Inteligencia en un comunicado.

 

Vigilancia y control

El director de Servicios Especiales de Investigación de la Policía, comisionado Rubén Martell, indicó a los periodistas que la nueva fuerza realizará trabajos de “vigilancia, control, inspección y registro para identificar y combatir delitos” en los aeropuertos.

Por Honduras transita al menos el 80% de la droga, principalmente cocaína, que llega a México desde Suramérica con destino a Estados Unidos, según autoridades estadounidenses.