elnuevodiario.com.ni
  •   Caracas, Venezuela  |
  •  |
  •  |
  • EFE

La organización no gubernamental Foro Penal Venezolano (FPV) criticó hoy que se hayan presentado cargos contra una manifestante que fue golpeada por funcionarios de la Guardia Nacional y señalada como la agresora, en el marco de las protestas que se desarrollan en el país desde hace dos semanas.

"Es imposible, como se ve en los videos, que esta muchacha haya podido agredir a ningún funcionario de la Guardia Nacional (policía militarizada), es absolutamente absurdo", dijo la abogada Lilia Camejo, activista de la ONG, al circuito de emisoras privadas Unión Radio.

Camejo señaló que se puede ver en videos y fotos cómo Marvinia Jiménez, costurera de 35 años, es arrojada al piso por una funcionaria de la Guardia Nacional durante una protesta que se desarrolló el lunes pasado en Valencia, (Carabobo, centro) "cómo la patean, cómo le golpean la cabeza con un casco".

Jiménez, liberada anoche después de ser detenida el lunes, fue imputada por tribunales por presuntamente cometer cinco delitos, entre ellos la agresión a funcionarios de la Guardia Nacional, y está sometida a un régimen de presentación cada 45 días.

La abogada indicó que el FPV está elaborando un informe con toda la información que considera violación a los derechos humanos para llevarlo, primero, a instancias nacionales y, en caso de no tener respuestas, a organismos internacionales.

“Está identificada la funcionaria que brutalmente la tiró contra el piso y la golpeó", dijo la activista, que apuntó que ayer sostuvo una reunión con dos abogados de la Defensoría del Pueblo a los que presentaron las pruebas que han recabado de violaciones a los derechos humanos durante las protestas.

El líder estudiantil Juan Requesens, que ha encabezado las principales manifestaciones convocadas por los universitarios, se solidarizó con Jiménez y difundió en su cuenta de Twitter uno de los videos que captura el momento en el que la costurera es agredida por la funcionaria de la Guardia Nacional.

Venezuela se mantiene en un escenario de marchas y protestas a favor y en contra del Gobierno que se inició hace dos semanas, manifestaciones que en algunos casos se han tornado violentas y que han dejado 13 muertos según el último balance oficial, 16 según cifras extraoficiales, y más de 150 heridos.